jueves, 13 de mayo de 2021

El mundo es esto

 


Nos afanamos en comprender el mundo, pero este se nos resiste. Un día llegamos a casa, convencidos de que el mundo es de una o de otra manera, trazamos sus límites, levantamos categorías y nos acostamos satisfechos. Incluso marcamos definitivamente a las personas que nos conocemos. Escribimos una homilía sobre todo esto, pontificando, pero con la suficiente prudencia argumentativa de la falsa humildad que duda retóricamente sobre lo escrito. Al fin, nos decimos, el mundo es esto. En la noche, se nos desordena todo. Si estamos tan ciegos que no lo percibimos al poner el primer pie en el suelo, tropezamos con las esquinas de los muebles, los marcos de las puertas, los bordillos del acerado. Nos encontramos de pronto al otro lado del espejo al lavarnos la cara y tardamos en danos cuenta de que somos el otro. Es más fácil sentir el mundo y organizarlo un poquito, lo justo para resistir la jornada sin pedirle más explicaciones y dejar que se escriba solo.

Esta mostaza de la fotografía, como todas las cosas, en su justa medida es beneficiosa, pero en dosis elevada resulta tóxica. Como la vida.

8 comentarios:

Alimontero dijo...


Querido Pedro, una vez escuché decir que a las mujeres no trates de entenderlas, sino sólo quererlas ;-)
Pienso que con el mundo pasa lo mismo...

un beso,
Ali

Sor Austringiliana dijo...

Quién sabe de qué va el mundo. Ordenamos nuestra parcelita y ya es un esfuerzo. Ah, pero la vida era esto, la pregunta final. Mientras tanto, bendita sea la luz del día...

Emilio Manuel dijo...

Quiero comprender al mundo, pero es una prioridad lejana, primero quiero comprenderme a mi mismo.

Berta Martín de la Parte dijo...

Yo no intento entender el mundo...Simplemente disfruto/ no dejo escapar, las cosas positivas que el mundo me ofrece.
Un abrazo...

mojadopapel dijo...

No es conveniente trazar límites, ni levantar categorias solo dejarse llevar por lo bueno que ofrece la vida, que es mucho. No se puede sostener todo el peso del mundo.

Rita Turza dijo...

Qué bonitos tus pensamientos, Pedro. Con todo esto he aprendido que la vida se reduce al aquí y ahora, es mejor no hacer planes a largo plazo ya que la vida tiene los suyos y tarde o temprano los llevará a cabo.
He aprendido a saborear la vida en pequeñas dosis, como la mostaza y vivir el momento.

Un abrazo enorme lleno de cariño.

São dijo...

O Mundo e a Vida resistem a serem catalogados e arrumados, sim.

Beso, querido amigo .

Ele Bergón dijo...

Como diría tu paisano Jorge Guillén:

¡Beato sillón!...
..El mundo está bien
hecho.

¿Por qué nos empeñamos en desbaratarlo? Nuestras intenciones, suelen estar bastante contaminadas. Es mejor " que se escriba solo" como bien dices, o ¿no? Conseguir la medida justa del
equilibrio del veneno, parece que tiene bastante dificultad.

Besos