lunes, 28 de mayo de 2012

La sencillez


En la pradera del Carmen de Extramuros todo es sencillo. No hay nada más que la labor cumplida y renovada de la naturaleza. La primavera se decanta ya hacia el verano y aquí está su color y sus formas. Qué poco se necesita, en realidad. Y qué complejo lo hacemos todo.




31 comentarios:

Fernando Lopez Fernandez dijo...

Nos complicamos por complicarnos.preciosas fotos

Myriam dijo...

En la primera foto veo margaritas crecer entre las amapolas. Que sencillo todo, que poco se necesita: solo el abrazo del sol en la pradera y unas gotas de lluvia que humedezcan la tierra generosa.

Todo es posible.


Un beso, Pedro. Precioso recorrido.

MIMOSA dijo...

¡Cómo adoro mis escapadas a esa sencillez!¡Qué hermosas fotos, Pedro!
Dejar que la vida siga su curso sin forzarla, como cada año las amapolas nos regalan la intensidad de su color.

Besos, muchos, uno por cada preciosa flor (las lilas valen por dos!)

Asun dijo...

El sábado precisamente estuve yo también disfrutando de la sencillez de la naturaleza, con sus flores silvestres, sus campos de cereal, sus riachuelos... ¡Una maravilla que deberíamos aprovechar más a menudo!

Preciosas y coloridas fotos.

Un beso.

lichazul...elisa dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
lichazul...elisa dijo...

en lo simple hay sabiduría
pena que lo simple se mire del hombro hacia abajo
por eso todo se nos hace cuesta arriba
porque todo lo torcemos y los complicamos

besos


las fotos son muy bellas, me traen recuerdos de cuando era nena y saliamos a caminar con mi madre hacia la estación de Renca (lugar en donde viví y crecí)

Campurriana dijo...

Explosión primaveral. Preciosas. Me recuerdan también a mis paseos por el pueblo de mis abuelos...
Gracias, Pedro.

PENELOPE-GELU dijo...

Buenas noches, profesor Ojeda:

La naturaleza nos perdona nuestros estragos, y el que –indiferentes- no sepamos apreciar lo que gratuitamente nos ofrece año tras año.
Hermosos retratos-cuadros.

Saludos.

María dijo...

La belleza está en la sencillez, en las cosas simples, y qué poco sabemos disfrutarlas y saborear la esencia de todo cuanto nos rodea.

Me han encantado las imágenes, hoy tu blog parece que es un jardín y el aroma llega más de cerca.

Un beso.

Isabel Huete dijo...

Si perdiéramos unos pocos minutos del día en contemplar las cosas bellas y sencillas que nos rodean, probablemente desaparecerían los muros que construimos a nuestros alrededor.

mojadopapel dijo...

Sabias palabras...Pedro.
Besos

Neogeminis dijo...

Lindas ventanas nos has abierto!
=)

Abejita de la Vega dijo...

Tus flores me saludan a las 8:24. Hermosa sencillez la suya.

Besos

Natàlia Tàrraco dijo...

Y todo esto, sencillamente al alcance de nuestros sentidos.
Besito lunero.

Joselu dijo...

Me maravilla fotografiar amapolas. La primera foto es sensacional. No sé si ser sencillo (o simple) es mejor que ser complicado. No lo podré saber nunca. Yo nací o me hicieron complicado. No obstante, quiero llevar con dignidad esta complicación impuesta y aproximarme también a las amapolas a las que fotografío aunque no con tanto acierto como tú.

Un cordial saludo.

El Gaucho Santillán dijo...

Seguro es asì. Lo verdadero y esencial, siempre es simple.


Por eo,el conde Wolfang Turpiliatus Von Mentecat IX, creò la "OMCAS", (Organizacion Mundial para la complicaciòn de asuntos sencillos) que tanto nos hacìa falta a los seres humanos.


Un abrazo.

Isabel dijo...

Mas bien hemos pasado del invierno, directamente al verano. Sabes captar muy bien la belleza sencilla y natural de las cosas. Besos Isabel.

virgi dijo...

Y con qué generosidad vuelve a donarnos su belleza, olvidando nustras malas mañas.
Preciosas fotos, la primera es estupenda, me recordó a David Lynch.

Luis Antonio dijo...

Pues yo siempre he pensado que la primavera es el vestido de gala de la naturaleza...

pluvisca dijo...

Pues si, la vida es encilla y nosotros la complicamos y lo peor no la disfrutamos

Besos

Delgado dijo...

Sencillez y naturaleza, refinamiento y artificio, todo depende de nuestro estado de ánimo. Pero viendo esas fotos, hoy me decanto por lo primero.

Carlos Alberto dijo...

El secreto esta en lo simple, lo sencillo y humilde... Me quedo con esta belleza tuya.

Un abrazo amigo Pedro;)

Chencho dijo...

Que bien se está en este mundo sencillo.

Bertha dijo...

Que sabia es la Madre Naturaleza.Que bien conoce sus ciclos.Preciosas! estas fotos y, ya mentalizándonos que queda menos para finalizar las clases jejeje.

Un abrazo Pedro.

Montserrat Sala dijo...

No hay nada mas bueno que lo natural, ni nada mas bello que lo sencillo.

Casi lo aplicaría en todos las facetas sin temor a equivocarme.
Un abrazo.
las fotos ideales! me gustan mucho mas que las grietas, los barros y lo sucios paisajes.

Ele Bergón dijo...

Cuando paseo por el campo y veo la naturaleza con las flores tan bonitas como las fotos que dejas aquí, pienso precisamente eso, que ya no necesito nada más.

Besos

Luz

José Núñez de Cela dijo...

No es simple. Es real, solo hay que darse cuenta y apreciarlo, que no es poco.

María dijo...

Es extraño que hoy no haya una entrada nueva ¿¿¿???

Un beso.

Aldabra dijo...

¡¡que fotos tan bonitas, Pedro!!

¡¡soy una enamorada de las amapolas!!, no es la primera vez que A. para la moto para que yo me acerque a verlas o a fotografiarlas.

para mí es el símbolo de lucha porque son unas flores hermosas cuando están en la tierra pero que en cuanto las coges se vuelven débiles y se quiebran.

biquiños,

XuanRata dijo...

Esas amapolas son como pasos de baile marcados en el aire, la academia donde aprenden las abejas.

Un abrazo primaveral.

Hernando dijo...

Qué sencillez hay en esas amapolas (coquelicots) cuatro pétalos sencillos, coloridos, frágiles, pero cuánta vida hay en ellos.Qué poco se necesita para vivir, y dejar una pincelada de color y amor en la tierra que nos rodea.