lunes, 4 de abril de 2011

Paradoja

Aquellos que añoran los políticos de otros países para el suyo propio lo que quieren en realidad es cambiar de nacionalidad sin enojosos trámites.

27 comentarios:

impersonem dijo...

No sé si eso que dices es así... mejor sería cambiar la política de todos los países y abolir las nacionalidades...

No encuentro sustancial diferencia entre los políticos de aquí y los de otras nacionalidades, como tampoco la encuentro en la política que se desarrolla en todo el planeta, a todos les escribe el guión el mismo poder... ¿qué más da aquí o allí?

Me cuesta creer que alguien añore a los políticos de otros países para el suyo...

Un abrazo.

Fernando López Fernández dijo...

Buena hipótesis. saludos

Isabel Romana dijo...

Ja, ja, a veces dan ganar de cambiar de país, sí. Pero claro, si nos vamos a Italia... Besitos.

Verónica Rodríguez Orellana dijo...

En realidad , los políticos son los que tienen una única nacionalidad , al fin y al cabo , son todos una misma raza.

María dijo...

Yo no añoro a los políticos de otros países, porque creo que todos son parecidos.

Hoy he echado de menos una imagen o un vídeo.

Un beso.

elena clásica dijo...

Me ha gustado mucho lo que dice Verónica Rodríguez Orellana: políticos sin nacionalidad, una sola raza.
Tanta añoranza de lo que nos es ajeno, con tanto desprecio siempre a lo propio, a veces suena irreal. Si el que habla estuviera en el otro país añoraría el suyo.

Besazos.

Señor De la Vega dijo...

Mi Señor, no hay tal paradroja, depende cuala etimología que prima en cada mente:
Político de πολιτικός o un Po’litico de λιθικός, también en su acepción química.
Dicho ezto, ya he dicho bastante, además, se me vio el plumero, pues es sabido que siempre he añorado a Berlusconi, o mejor a sus asesoras y ministras, que uno no es de λιθικός y si de Poli por el Díaz.
Suyo, Z+-----

elisa...lichazul dijo...

jajaja pos nosotros podríamos exportar unos cuantos jajaja
son todos unos mañosos o bien se dejan contagiar por los dinosaurios que quedan


besos Pedro

SAUVIGNONA dijo...

los politicos son una amenaza por todos los seremos humanos...para mi no tienen raza ni nacionalidad son unos vendidos ladrones inescrupulosos


nada patriotas ni palabra de hombre puyeden tener son unos hipocritas...

perdon creo que me despache...
sera porque aqui la presidenta ni te imaginas...me da verguenza

besines pedro y que estes muy bien1
:o

Spaghetti dijo...

LOS POLÍTICOS Y LOS PAÑALES HAN DE CAMBIARSE A MENUDO ....Y POR LOS MISMOS MOTIVOS (Bernard Saw).
El cambio de nacionalidad, nunca es por el motivo de importar políticos, sino por otras, diferentes y muy variadas, razones.
Aun aceptando la huida de ciertas políticas (exodo, exilio, etc,) nunca es por la comodidad de evitar "enojosos trámites"...que de todas formas serían inevitables.
Cuando no se ve un futuro claro en tu país y no hay solución a tus perspectivas personales a corto-medio plazo, se da el caldo de cultivo para una espantada masiva en busca de una vida mejor.
Puede ser que no estemos muy lejos de una emigración a gran escala, porque a pequeña escala ya ha empezado.

Merche Pallarés dijo...

Yo tampoco añoro a los políticos extranjeros--como dice MARÍA--. Tenía fé en Obama pero veo que también tiene las manos atadas por otros poderes más poderosos que están por encima de él: el poder militar (especialmente por el lado armamentístico), el de las grandes multinacionales y Wall Street.
Me he reido con el comentario del SEÑOR DE LA VEGA... Besotes desilusionados, M.

Euphorbia dijo...

Creo que a veces los políticos extranjeros nos pueden parecer mejores por desconocimiento. La lejanía nos confunde. Pero si rascamos un poco seguro que encontramos los mismos materiales.
Que tengas un buen día, Pedro

La Zarzamora dijo...

Con la burocracia no creas que es tan fácil cambiar de nacionalidad...
Besos, Pedro.

XuanRata dijo...

Pero es que cambiar de nacionalidad viene a ser más o menos eso: cambiar de politicos, que no de política.

Hernando dijo...

Un político debería estar al servicio del por y para el pueblo, para eso les paga el pueblo, pensándolo así, todos los políticos serían iguales y no tendríamos que emigrar en busca de buenos políticos, la realidad y pienso que casi siempre, es otra en la actualidad, política es sinónimo de enriquecimiento a costa del pueblo, es falsedad, es ser una marioneta en manos de poderes económicos...etc. Solo nos queda, que una industria papelera haga papel de water, papel higiénico, papel para ir al excusado, con sus memorables cabezas y limpiarnos con él.

Txema dijo...

Don Pedro me ha hecho usted reír. Ya sabes que son españoles los que no pueden ser otra cosa...

saludos

Tesa dijo...

Ufff... quita, quita.
Más vale lo malo conocido...

Paco Cuesta dijo...

Realmente creo que son una consecuencia de nosotros mismos. Los votantes

José Núñez de Cela dijo...

Es una constante en este país elogiar y desear lo de fuera.
Por mi parte, no me parece una buena solución la importación de políticos, además, de alguna manera ya están gobernándonos los políticos de fuera.

Por un momento la frase me ha recordado a aquello de "tenemos los políticos que nos merecemos". Probablemente sea verdad, pero...

jg riobò dijo...

Eliminar a los políticos y de paso a los ciudadanos.

Jan Puerta dijo...

Algunas paradojas duelen hasta en las inquietudes que uno pueda tener.
Demasiadas quejas y pocos proyectos fiables suelen ser los argumentos de todos los políticos. Derecha e izquierda son complementarias, necesarias e inseparables a menos que se quiera llevar la muerte política a la sociedad. Siamesas.
Un abrazo

pancho dijo...

En el caso de nuestros políticos, la culpa de que anhelemos políticas extranjeras corresponde a los electores y al sistema que les permite cuatro años seguidos de vacaciones bien pagadas. Sólo eximiría a los munícipes de las pequeñas localidades, los únicos que se ganan el jornal.

MIMOSA dijo...

Ja,ja,ja, realmente es más fácil anhelar lo ajeno que rendirse a la evidencia y hacer por lo nuestro.
Besos

Lola dijo...

Eres muy bueno Pedro jejejejejeje. Besitos y buenas noches

Asun dijo...

Yo, visto lo visto creo que me voy a declarar apátrida.

Besos

MariluzGH dijo...

Así somos de zafios, Maese Pedro :(

abrazos

Aldabra dijo...

pudiera ser... allá ellos.

biquiños,