domingo, 10 de abril de 2011

El momento de la mirada


Qué dolorosamente hermosa es la realidad cuando se contempla en el momento justo en el que deja de serlo. O en el momento justo en que comienza a serlo. Acude al abismo el paseante, con las manos a la espalda y la cabeza gacha pero hay un momento en el que todo se acalla dentro: es el momento de la mirada.

27 comentarios:

Manolo dijo...

Es el momento de la irrealidad reflejada.

J. G. dijo...

y en ese caso algo más tenebrosa.

Myriam dijo...

Solo un genio como tú podía tomar esa foto con las manos en la espalda, en el momento justo (es hermosa y profunda).

Besos

María dijo...

Mira que tengo que ver bien la foto, y ahora mismo, aunque no te lo quieras creer me voy a poner del revés jajajaja.

¡Alucinante tu foto, Pedro! A-LU-CI-NAN-TE.

Un beso.

MIMOSA dijo...

¡¡¡Guau!!! Impresionante mirada! ¿Dónde ubicar la línea que separa esa realidad? ¿O aún siendo reflejo perdió esa cualidad?
Besos Pedro.

Asun dijo...

La linea que separa la realidad es tan difusa que puede llegar a confundirnos.

Un beso, Pedro.

calamanda dijo...

Los ojos son los espejos de todo lo que nos rodea, de nuestra vida...Preciosa fotografía.

"Tus ojos son la patria del relámpago y de la lágrima,
silencio que habla,
tempestades sin viento, mar sin olas,
pájaros presos, doradas fieras adormecidas,..."
(Octavio Paz)

Un cordial abrazo.-

elisa...lichazul dijo...

la lluvia deja espejos de vida para que nos reflejos silentes

Hermosa Fotografía Pedro
besitos

elisa...lichazul dijo...

erratas

nos reflejos...nos reflejemos

Asun dijo...

Ah, se me había olvidado: la foto es preciosa.

Besos

Gelu dijo...

Buenas noches, profesor Ojeda:

"...el momento de la mirada".

No me quiero volver a equivocar, pero insisto en que a sus paseantes sus "sueños" les llevan a caminar por las Aceras recoletas de su Ciudad de la infancia.

Su fotografía me ha evocado este poema de José Ángel Valente de su manuscrito publicado en 1992 'No amanece el cantor'

"EN EL ESPEJO se borró tu imagen. No te veía cuando me miraba ."

Saludos.

MariluzGH dijo...

Y es el reflejo quien se lleva todas las miradas, como en la vida misma: pasamos por alto "el original" y seguimos al clon.

Preciosa fotografía, amigo :)

La abuela frescotona dijo...

MAS QUE EL MOMENTO, EL INSTANTE, EN QUE, COMO TU DICES, TODO SE DETIENE EN LOS SENTIDOS, PARA CAPTAR EL PASO, EL PASAJE, DE UN MUNDO REAL, A UNO REPRESENTADO, LLEGARÁ LA FANTASÍA, A CONFUNDIR LA REALIDAD?
SALUDOS ESTIMADO AMIGO

Jan Puerta dijo...

La mirada se vuelve necesaria. Aunque suele ser demasiada crítica con todo lo que ve.
Un abrazo

virgi dijo...

La mirada serena ante el espejo silencioso y sabio.
Besitos

XuanRata dijo...

¿El momento en que deja de ser hermosa o el momento en que dejar de ser realidad? En toda duda hay una simetría y toda simetría es en algún punto imperfecta.

Creo que sé de lo que hablas: ese momento, esa introspección de los objetos.

Nieves LM dijo...

Me encantó esta fotografía, en donde lo completo está donde no es.
Muchos besos y buena semana.

Abejita de la Vega dijo...

El reflejo de la nube es más bello que la nube de verdad. ¿O la de verdad es la de abajo?

Es una nube platónica...

La Zarzamora dijo...

Una buena captura Pedro.
Cuando salimos al abismo, la realidad refleja lo que acallamos y sólo las miradas pueden salvarnos del desconsuelo y de lo prosaico.
Besos.

jg riobò dijo...

Certera la mirada ante la llamada.

Spaghetti dijo...

Me gustan los comentarios de jg riobó, formando, con escuetas palabras contundentes frases.

El Gaucho Santillán dijo...

El momento de la mirada, y el silencio.

Excelente imagen.

Un abrazo.

Sociedad de Diletantes, S.L. y Casilda García Archilla dijo...

Hermosa mirada que atrapa la imagen y se atrapa en ella y se hace interesante reflexión del paseante para todos

Merche Pallarés dijo...

¡Qué gran poeta eres, profe! La foto MUY original.
La mirada puede ver muchas realidades e irrealidades depende de quién las observe. Besotes abismales, M.

Isabel Romana dijo...

Hermosísima mirada... Esos instantes de belleza en los que no sabemos dónde empieza ni termina lo real,(y quizá lo real es ese instante) deberían durar una eternidad. Abrazos, querido amigo.

Gabiprog dijo...

Tal vez la palabra no sea suficiente cuando las emociones nos dejan sin sentidos...

Paco Cuesta dijo...

Mirada serena y reflexiva.