lunes, 5 de abril de 2010

Shukran, Don Quijote en el Sáhara y noticias de nuestra lectura.

Aparte de la afinidad ideológica o sentimental que nos provoque la lucha del pueblo saharaui por su territorio, siempre me ha llamado la atención cómo este pueblo se aferra a la cultura española y las condiciones en las que lo hace. España no ha demostrado la suficiente sensibilidad con este amor por lo español que mantienen los saharauis. Es una parte más de la vergonzosa historia de la colonización de esa parte del continente africano por España y, sobre todo, del cobarde y precipitado abandono del territorio que decidió el gobierno dictatorial de Franco que tanto proclamaba su patriotismo a grandes gritos vacíos, en realidad, de contenido y se hinchaba de declaraciones públicas sobre el amor a las colonias a las que, pomposamente, trataba de provincias y calificaba a sus habitantes como bendecidos por la suerte de ser gobernados por España puesto que pretendía ejercer más que un gobierno ocolonial uno de estirpe paternalista, excusa miserable de todo el neocolonialismo que se dio en el mundo a partir de mediados del siglo XIX, cuando la Revolución Industrial requería grandes cantidades de materia prima, mercados nuevos y mano de obra barata que trabajar en condiciones de semiesclavitud, pero que en el caso español se agravó por la mediocridad moral del régimen franquista.

El estudio y la práctica de la lengua española, el contacto permanente con su cultura, etc., sirve a los saharauis como forma de tener una identidad en un contexto mayoritariamente francófono, también para conservar un vínculo propio con lo europeo. Pero estos intereses no explican el mantenimiento del amor por lo español en una situación tan difícil: esto sólo se explica porque los saharauis entienden la cultura española como parte de su propia historia, de su presente y de su futuro.

Para cuidar este amor por nuestra cultura, la ayuda institucional española debe mejorar. España no puede ignorar su compromiso histórico con ese territorio: es parte de la descolonización intervenir en los foros internacionales y en las relaciones bilaterales, si no se quiere perder prestigio como país.

Por suerte, muchas organizaciones y personas colaboran para proteger y alentar este amor por lo español de los saharauis. Como sabéis, uno de los blogs hermanos de La Acequia lo sostiene mi amigo Francisco O. Campillo (lector atento del Quijote, por otra parte) y tiene este propósito: Caminando en el desierto. Fran es también uno de los que levantan periódicamente Shukran, una publicación que reúne interés y calidad y que ahora comienza una nueva etapa que pretende relanzar su difusión para que tengan más eco. Para acceder a la publicación completa del último número podéis seguir este enlace (aquí en pdf). Os pido que, aunque no estéis interesados por la causa saharaui, os toméis la molestia de dedicar unos minutos a ver esta excelente publicación.

También a Fran le debo la posibilidad de publicar la foto con la que encabezo esta entrada, que contextualiza todo lo que digo y nos lleva a un lugar en el que se lee el Quijote porque se ama nuestra cultura, que es la suya, en gran medida. Concretamente, a uno de los campamentos de refugiados saharauis de Tinduf, la wilaya de El Aium. Está tomada del blog mantenido por bilbo, Nunca estarán solos. En este enlace podéis ver la entrada a la que pertenecen y su comparación con el mismo lugar un año antes. Gracias a ambos por permitirme enlazar de esta manera El Quijote con un tema tan de actualidad.

Os animo a mandarme imágenes que reflejen la iconografía cervantino-quijotesca o a que las publiquéis en vuestros blogs, para acumular toda la información posible sobre Cervantes y el Quijote. Sobre todo me gustaría publicar imágenes no usuales, aquellas de pequeños lugares.


También os pido que me remitáis autorretratos quijotescos. Recordad que debéis estar con un ejemplar del libro o en actitud quijotesca.

Noticias de nuestra lectura

Abejita de la Vega, sin secundarios pero con buena voz, comenta el capítulo de esta semana. La primera parte de su comentario, excelente en texto y nutritiva en imagen, desde luego. En el segundo, ve el argumento que convence a don Quijote, todo presidido por un buitre...

Paco Cuesta comenta los consejos y en especial los de urbanidad y prudencia, tan necesarios siempre aunque ahora se haya perdido la costumbre de mostrarlos en las cartillas escolares. Quizá por eso hay demasiada gente que se olvida de su buen natural para ansiar lo que les corromperá.

Cosmo disfruta de este capítulo y se le nota. Tiene razón, estos párrafos son deliciosos y contienen una instrucción bien amena.

Pancho tiene razón en sus primeras líneas, que contienen una oportuna mirada a la técnica cervantina de manejar la narración: leedlas con calma. Las ilustraciones, como siempre, soberbias.

Asun nos regala una impagable entrada con datos sobre la presencia de Cervantes y el Quijote en el mundo hebreo. No dejéis de leerla.

Jan Puerta acierta en sus comentarios y sabe ver algo que yo había pasado por alto: lo sorprendente del hambre de don Quijote, tan poco dado a sentirlo. Lo ilustra con foto e información sobre un molino quijotesco en Chile y una preciosista edición francesa.

Manuel Tuccitano subordina los consejos al final del diálogo entre amo y criado: ese buen natural humilde de Sancho jerarquiza oportunamente los valores.

Merce Pallarés, que se alegra de que no salgan los Duques esta vez, da un buen repaso a los consejos de don Quijote, que bien se podrían aplicar muchos... La foto es más que oportuna.

Antonio Aguilera subraya oportuno los consejos cervantinos con tonalidades útiles para hoy. Bajo ningún concepto os podéis perder los enlaces que nos regala en su texto.

Enlace con el índice de nuestra lectura, elaborado por Raúl Urbina : Primera parte y Segunda parte.
Enlace con el blog construido por Manuel Tuccitano expresamente para esta lectura y que puede considerarse un agregador con los enlaces de todos los blogs participantes de forma regular, aquí.
Enlace con el grupo en Facebook, aquí. (Este grupo no sustituye a la lectura en este blog y no estáis obligados a uniros: lo usamos sólo como complemento, para informarnos, preguntar y debatir.)
Enlace con la entrada en la que encontraréis sugerencias si os incorporáis con la lectura ya iniciada, aquí.
Si me he olvidado de alguien, hacédmelo saber y lo subsanaré. Recordad enlazar vuestras entradas con La Acequia, para poder encontrarlas.
Vale.

15 comentarios:

vazquez74 dijo...

De hecho, en alguna ocasión he oído que muchos habitantes de lo que fuera el "Sahara español" guardan con mimo sus antiguos DNI que los acreditaron, en su momento, como ciudadanos de una nación que los abandonó a su suerte de forma cobarde.
Saludos.

Francisco O. Campillo dijo...

Gracias, shukran por la ayuda en la difusión. Como dice Gabriel Tizón -uno de los fotógrafos que nos cede su obra para la revista- intentamos "ver para que otros vean".

Con este número, SHUKRAN se consolida como vehículo informativo sobre la situación del pueblo saharaui. Ahora tenemos que conseguir que ese mensaje llegue al mayor número de sitios posible. No es fácil, pero resulta apasionante porque estamos midiendo la tierra con nuestros propios pies; en este caso, con la fuerza de nuestros pequeñitos blogs ;-)

Abejita de la Vega dijo...

Pedro: aquí estoy, en Vandalia, pero no pierdo las costumbres quijotescas. Somos quijoteadictos, hay que avisar a la OMS.
El Sahara es un tema pendiente, leeré tu entrada, con el detenimiento que se merece.

Un abrazo a todos

moderato_Dos_josef dijo...

Tienes toda la razón Pedro. Nuestras excolonias nos quieren y recuerdan con cariño. En cambio nosotros o nuestro gobierno central las desprecian. NO entiendo el porqué, pero me irrita!
UN abrazo.

Manuel de la Rosa -tuccitano- dijo...

A mi me da pena..todo esto del Sahara..tantos despropósitos y cobardía juntos..

Para mi que lo que tiene nuestro gobierno (y el anterior) es cobardía... ya está bien...hay que dar un fuerte tirón de orejas al tirano de Marruecos... Abrazos

elisa...lichazul dijo...

los pueblos nada tiene que ver en muchos casos con el fanatismo de sus gobernadores

besitos de luz profe

Merche Pallarés dijo...

Fran hace una gran labor con la revista "Shukran" y, por supuesto, todos los que colaboran en la misma. Ahora ando muy mal de tiempo para leerla con detenimiento pero la leeré.

He leido todos los maravillosos aportes de nuestros compañeros quijotescos. Besotes solidarios, M.

fernando dijo...

Esa región africana añora lo español pues le iba mucho mejor con nosostros que ahora mismo. No debemos dejarlos solos. un abrazo.

Montserrat Sala dijo...

Hola Profesor. Come era de esperar, la lectura de la revista Shurkra, me ha gustado mucho. He leido la narracion de una mujer patriota, cuyo marido desapareció durante la contienda. Me ha emocionado. La verdad es que este episodio de nuestra historia reciente, nos ha sido maquillada, camuflada u omitida directamente. Es una lástima.

Aldabra dijo...

una entrada esstupenda Pedro, porque has englobado de un modo muy emotivo ambos temas: el sahara y el quijote.

tremendo el deterioro en un sólo año, cuanto trabajo que hacer.

biquiños,

BIPOLAR dijo...

Esta entrada bien merece navegar sola. Eso del paternalismo me ha sonado a un traído y llevado "yo por mis compañeros, mato" que es lo que lo ha sustituido hoy en día. Un montón de palabras vacías para barrer para casa.

BIPOLAR dijo...

la imagen, preciosa.

el triunfo, siempre fuera.
qué triste.

Myr dijo...

Me salgo ya de La Acequia porque de tanto estar en el agua, los pies se me arrugaron.

Me perdí en los enlaces. El contenido de la revista Shukran: excelente. Las fotos del Quijote preciosas.

Los enlaces de ntros compañeros de lectura, como siempre muy buenos.

Besos

pancho dijo...

Resulta emocionante ver a DQ y S dibujados en las paredes de una escuela de un campo de refugiados y el efecto que puede causar el breve espacio de un año de tiempo, reflejo de la provisionalidad con la que todo se hace allí. El gobierno de Marruecos debería comprender que una población que ha sabido aguantar treinta y cinco años en un lugar tan inhabitable como la Hamada argelina nunca se va a doblegar a sus intenciones expansionistas del Sur. Eso está siendo y seguirá siendo una rémora para su desarrollo.

Por otro lado, creo que se le da demasiada importancia a lo que el gobierno español pueda hacer en relación con este tema cuando el gobierno de Marruecos tiene a su favor los intereses económicos franceses, americanos y de bastantes empresas españolas y europeas que operan en la zona, además de otros de carácter estratégico como control de los radicalismos islámicos (de ellos algo sabemos por aquí)que emergen de las situaciones de miseria en que viven muchos. En definitiva, la solución se antoja más que difícil con tantos intereses contrapuestos.

La calidad de la revista ha subido en todos los aspectos, mis ánimos por la labor de apoyo a los refugiados que realizan desde la cultura de manera desinteresada y altruista.

Gracias por esta gran entrada que nos entregas, se pone de las primeras en La Acequia, también por la referencia.

Asun dijo...

Los enlaces de los ocompañeros de lecgtura ya los había visitado antes de irme de vacaciones, si no todos, casio todos. Para todos los demás que nos pones, que sin duda serán interesantes, tgendré que volver con mas calma, porque con el retraso que llevo acumulado no doy abasto.

Besos