lunes, 31 de agosto de 2009

El Quijote y la lectura en clase y noticias de nuestra lectura.


¿Se debe poner el Quijote como lectura en el aula?

La pregunta, vista la reducción brutal de horas de clase dedicadas a la literatura en el sistema docente español -también en otros países-, suena casi ridícula. En estos momentos, la lectura de textos literarios no es la prioridad de nuestra escuela, según parece. Y muchas de las horas se dedican a textos de escasa calidad con la justificación de que hay que llegar a los alumnos con la literatura que les gusta: siempre me ha parecido la misma justificación que expresan los programadores de televisión para llenar los horarios de telebasura.

La escuela debe ser algo más que la venta de mercadería que ya por sí ofrecen las grandes superficies y la publicidad masiva. Nunca debe renunciar a su misión orientadora y educadora. Si en la escuela se usan prioritariamente las populares colecciones de usar y tirar escritas expresamente para ser recomendadas en las aulas, no vamos bien. Conozco, por experiencia, cómo las editoriales presionan a las direcciones de los centros y los profesores para colocar sus productos. El lote se completa con un circuito por el que se hace viajar a los escritores de estas mismas editoriales. La mayor parte de estos textos no son más que imitaciones de otros escritos con una finalidad comercial. Eso sí, todo avalado por expertos en pedagogía que, en muchos casos, ni han visto el libro recomendado, me temo.

El resultado es que se ha alejado a los clásicos de las aulas: pocas horas y dedicación a textos prescindibles.

El Quijote ha sufrido las consecuencias. Pero no sólo él: si a los jóvenes no les acostumbramos a un esfuerzo lector, muy pocos saldrán del producto literario de éxito. Es lectura, por supuesto, pero no lectura de calidad.

Os animo a mandarme imágenes que reflejen la iconografía cervantino-quijotesca o a que las publiquéis en vuestros blogs, para acumular toda la información posible sobre Cervantes y el Quijote. Sobre todo me gustaría publicar imágenes no usuales, aquellas de pequeños lugares.

También os pido que me remitáis autorretratos quijotescos. Recordad que debéis estar con un ejemplar del libro o en actitud quijotesca.

Noticias de nuestra lectura

Kety nos ofrece, de nuevo, la oportunidad de leer su poema sobre el Quijote publicado hace unos días por Juan Luis, así que no os lo perdáis.

Manuel Tuccitano se pone al día con dos capítulos en una entrada. Vuelve con fuerza y revisando los conceptos claves de los dos últimos capítulos.... aunque casi se le escapa decir quién es el Caballero del Bosque. Inés, en su ilustración, contextualiza a nuestro personaje en estos días.
Antonio Aguilera también da una nueva lección de cómo abordar desde lados personales la lectura. En esta, advierte con razón cómo don Quijote crea escuela y también cómo aparece el primer poema de la Segunda parte: bien visto, sin duda. Y le saca punta a los sombrosos árboles. Sería que había una buena luna... Eso sí, en la ilustración se ha puesto clásico...

Myr sigue con sus investigaciones sobre el Quijote como Ars amatoria. No os perdáis lo que dice en su última entrada y, sobre todo, la consideraciónd el harén como algo más que un lugar de placer.

Desplazados al Paraíso, que la semana pasada demostraba cómo se podía leer el Quijote en la playa, nos da la noticia de que ha terminado con buen éxito la Primera parte y que ya está a punto de alcanzarnos. Cómo me ha gustado leer su entrada.

Abejita presta atención a los tres núcleos del capítulo: los árboles sombrosos, la pareja de hecho y la aparición del caballero, al que, por cierto, ha conseguido fotografíar en el centro de Burgos...
Pancho hace un más que correcto análisis del pensamiento del capítulo de esta semana: la meditación sobre la muerte y la amistad y la aparición del nuevo caballero. Y no os perdáis la curiosidad de sus imágenes.

Jan Puerta se fija, con gran acierto, en los detalles como claves para desentrañar cómo conduce la narración Cervantes. No os perdáis sus ilustraciones, en las que, además, os recomiendo que prestéis atención a las frases que resalta como núcleo del capítulo.

Enlace con el índice de nuestra lectura, elaborado por Raúl Urbina : Primera parte y Segunda parte.
Enlace con el blog construido por Manuel Tuccitano expresamente para esta lectura y que puede considerarse un agregador con los enlaces de todos los blogs participantes de forma regular, aquí.
Enlace con el grupo en Facebook, aquí. (Este grupo no sustituye a la lectura en este blog y no estáis obligados a uniros: lo usamos sólo como complemento, para informarnos, preguntar y debatir.)
Enlace con la entrada en la que encontraréis sugerencias si os incorporáis con la lectura ya iniciada, aquí.
Si me he olvidado de alguien, hacédmelo saber y lo subsanaré. Recordad enlazar vuestras entradas con La Acequia, para poder encontrarlas.
Vale.

21 comentarios:

Alimontero dijo...

Querido Pedro, se acabaron las vacaciones!! es mucho tiempo estar lejos de tus escritos. ;-)
Si bien es cierto hoy haces mención a él, tambien compartes tu inquietud por la lectura en los colegios...gracias! ;-)

Te hago este comentario porque del Quijote me reconozco una ignorante, no porque lo haya leído en el colegio y haya aprobado podría decir que sé algo...pues no! sorry...;-(
Cuánta razón tienes que todo lo hacen un comercio hoy y con el pretexto de buscar lectura algo mas "llevadera" hacen de los alumnos mejores lectores.

Te vengo a dejar mi saludo, a decirte que te extrañaba y espero hayas disfrutado y estés muy bien!

Ali

Jan Puerta dijo...

A veces creo que el mes de agosto pasa más rápido que los demás. ¿Será por que suele romper con los esquemas preestablecidos?
Comenta la incorporación del Quijote a la lectura en las escuelas. Hace un siglo, año arriba, abajo, estallo un fuerte polémica por lo mismo. Creo que tengo archivado el artículo de la Vanguardia. (La hemeroteca es un placer). A ver si el jueves la publico.
Un fuerte abrazo y feliz regreso a la normalidad.

Incombustible dijo...

Hola Pedro:

Además de saludarte y ´saber como has estado, vengo a ponerme al día con tus entradas. Estuve alejada de la red por diferentes circunstancias.

Entrar y toparme con la reflexión sobre la literatura en los colegios y los "expertos" en pedagogía, me ha tocado la fibra y suscribo lo que dices: es necesario establecer un nivel de esfuerzo algo más alto que el que, actualmente, están pidiéndoles a los jóvenes (y a los niños, incluso). Pero además de las razones comerciales que apuntas, también está el hecho de que, un país de lectores (pero de lectores verdaderos y no de decodificadores) será, siempre, un país más crítico y eso es algo que muchos- por no decir todos- los gobiernos no están dispuestos a tolerar.

Queda pues en el educador, de todos los niveles, el buscar las estrategias que permitan escaparnos al control de cualquier tipo que, sobre nuestras capacidades y habilidades, quiera establecer cualquier clase de burocracia administrativa.

Y bueno, me apena decir que he abandonado, por el momento, la lectura del Quijote...muchas cosas me han robado tiempo y tranquilidad...bajará el agua de nivel y retomaré la lectura muy pronto.

Un beso

Merche Pallarés dijo...

Soy de la opinión de INCOMBUSTIBLE. A los gobiernos NO les interesa que los ciudadanos "piensen" quieren borregos que no se cuestionen nada y sigan sus consignas al pie de la letra. Creo que a raiz del último gran movimiento revolucionario el "hippismo" los poderes se replantearon cómo tenernos controlados y, claro, ésto es más importante hacerlo desde la infancia por eso la educación cada vez es más mediocre y luego con los programas basura ya tienen a las masas completamente alienadas y atontadas. ¡Qué tristeza de mundo! Besotes, M.

Hernando dijo...

Estamos en manos de las grandes editoriales, de intereses creados de los grandes partidos que nos gobiernan, para ellos es mejor tener una sociedad sin crispación que la gente no piense, ya lo hacen ellos por nosotros, trabajan duro por nuestra calidad de vida y de vez en cuando meten bien la mano su prepotencia se lo permite.
Siempre he echado a faltar en la educación de mis hijos cuando iban al colegio esa hora diaria que tenía yo de lectura, de lunes sábado pues el sábado también era lectivo y había dos modalidades unos días se leía un clásico uno se subía a una tarima y leía un capítulo así la rueda hasta que pasábamos todos por el estrado y leíamos unas cuántas líneas en voz alta y otros días cada uno teníamos un libro asignado de la biblioteca y se leía en silencio, por supuesto teníamos exámenes de las lecturas que hacíamos.
Es posible que ésto fuera exagerado, pero de ésto a nada hay un gran trecho.

Euphorbia dijo...

Hola Pedro, estoy retomando la lectura de El Quijote, pero voy tan atrasada que no sé si os alcanzaré algún día. Lo intentaré.

Esto que comentas está ocurriendo en todas las areas del conocimiento, también en ciencias donde todo cada vez es más "light" para usar una palabra acorde con los tiempos.

Creo que es más fácil para los educadores, hacer leer cosas sencillas, quedándose ya contentos con el triste logro de que al menos han conseguido que lean unas páginas, que preocuparse en amenizar y trabajar los clásicos de manera que sean asequibles a los jóvenes, algo que les darían más trabajo.

Un beso, Pedro.

Pedro Ojeda Escudero. dijo...

ALIMONTERO: ¡Pues siempre hay tiempo para el Quijote! Me alegro de saber de ti.

JAN: También lo pienso de diciembre... Casi todos los meses que suponen cierre de ciclo. Bueno, últimamente todos los meses pasan demasiado rápido. Espero la publicación del documento. Un abrazo.

INCOMBUSTIBLE: Bienvenida de nuevo. Ninguno de los que intervienen en la educación deberían hacer dejación de sus funciones. Un beso.

MERCHE: el problema es que algunos ni lo piensan: les sale así... Besos.

HERNANDO: y además hacen las leyes de educación a golpe de circunstancias pasajeras, en vez de pensar a largo plazo. En muchos niveles de la educación bastaría con matemáticas y literatura como núcleo del conocimiento.

EUPHORBIA: ¡Cuánto me alegro de que vuelvas al Quijote! No te preocupes por alcanzarnos, aunque si lo logras, mejor. Puedes comentar en las entradas anteriores, ya lo sabes.
A veces los profesores están muy atados por los programas, a veces es sólo pereza. Un beso.

Gracias a todos por vuestros comentarios. Un abrazo.

Cornelivs dijo...

Feliz retorno al trabajo, amigo Pedro...!

Excelente analisis, como siempre.
¿El Quijote en las aulas? Me encantaria...!

Un abrazo.

Cecilia dijo...

Por supuesto, de acuerdo con que se lea el Quijote en el aula, pero no como se hace ahora. Al menos, no como se hace en ciertas clases. No veo efectivo que a un chaval se le mande leer en casa un capítulo a la semana, sin asesoramiento. Creo más efectivo hacer la lectura en casa, con explicaciones y comentarios. La lectura más complicada puede resultar interesante cuando hay alguien que va dando pistas a los alumnos.
De todos modos, creo que una lectura completa del Quijote, saboreándolo y profundizando, ha de hacerse cuando el lector ya tiene una cierta madurez.

Manuel de la Rosa -tuccitano- dijo...

Por partes...como bien dices casi se me escapa..(que conste que no suelo leer el siguiente capítulo - salvo caso de marcharme de viaje) la identidad del nuevo caballero andante, pero es que es unos de los pocos capítulos de la segunda parte quqe me acordaba de aquella llamada mi primera lectura del Quijote.

En cuanto a la lectura de esta gran obra en las aulas...en Primaria y ESO pienso bastaría con una imagen del autor y semblanza de la obra atendiendo al nivel de la edad...

...en Bachillerato...hummmmm no se, lo mismo si no lleva una guía con delicadeza como tu lo haces semanalmente, se podría caer en el error de dar una visión "paliza" del contenido.... en cursos universitarios creo que no solo es recomendable sino obligatorio.

Te puedo decir que estos casi dos años ¿dos años? que llevamos con esta gran obra mi concepción ha cambiado sobre el Quijote... no solo tu me has enseñado, sino que todos y cada uno de los comentaristas también lo han hecho y para mi ha supuesto el reto de saborearla, incluso me he tomado la libertad en muchos casos de hacer mi propio análisis e interpretación - equivocado o no - a mi me ha llenado y lo sigue haciendo....

Incluso he intentado plasmar mi imaginación a través de los dibujos de mi hija - menos mal que no los hice yo - e incluso a familiarizado a mi hijos con la obra.

Saludos

pancho dijo...

Muchas veces el problema no está en leer o no literatura de calidad, sino leer cualquier cosa. A la mayoría de nuestros jóvenes les dan alergia los libros. Es muy normal escucharles decir que lo único que han leído en su vida ha sido el Marca y la sección de deportes de algún periódico. No me cabe duda de que a ello ha contribuido el amplio abanico de posibilidades que tienen ahora para matar el aburrimiento, en forma de: TV, Internet, video juegos, pleiesteison, móviles de última generación que hacen de todo… que resultan mucho más atractivas para ellos.

A los de la generación que ya no pasó hambre, pero que peinamos canas, no nos quedaba otra alternativa que liarnos con estanterías completas de libros para matar el aburrimiento en casa. La otra alternativa eran los chiripitiflauticos y Locomotoro por la TVE y UHF en B/N.

En general ahora se carece del sosiego y quietud que una lectura reposada requiere. Muchos jóvenes ni saben qué es eso. No habrá más remedio que ligar el amor a la lectura a las tecnologías, quizás el e-book ya nos les dé tanta alergia. Para los nativos digitales, el libro de papel ya es algo del pasado, asocian la imagen al libro de texto que mayoritariamente sigue utilizando el papel.

Abejita de la Vega dijo...

Estoy de acuerdo con Pancho, el problema es que no leen nada.Y para presentar un trabajo sobre un libro , los alumnos se limitan a
http://www.rincondelvago.com/
En cuanto al Quijote, siempre digo que tuve la fortuna de que no me lo mandaran en clase. leerlo por gusto. Un abrazo, Pedro.Feliz 2009-2010.

Myr dijo...

¡La escuela como orientadora y educadora..... cuan necesario!.

¡El futuro de la sociedad depende de eso! Ya me imagino un futuro Juez o un Presidente de Gobierno analfabeto o jugando con el Soduku en lugar de usar el cerebro y hacer su trabajo PENSANDO y CON CRITERIO.

Niños y jóvenes que no leen, sabemos, no desarrollan las estructuras mentales, plataformas necesarias, sobre las cuales edificar el conocimiento.

Ya visité todos los enlaces, menos el mio, claro (Soy modesta y por eso no me comento a mi misma, hehehe).

Saludos

Pedro Ojeda Escudero. dijo...

CORNELIUS: Pero no sé si veremos su vuelta a las aulas, no sé...

CECILIA: en efecto, ya no se trata de leer el Quijote como se hacía antes. Hay muchas técnicas de animación a la lectura para hacerlo atractivo y más inolvidable que los libros que leen ahora, tan iguales entre sí.

MANUEL: y qué buen resultado ha dado tu participación en esta lectura. Como le decía a Cecilia, hay tantas formas de animar la lectura del Quijote que parece mentira que se dedique el poco tiempo que hay para la literatura a cosas que no pasan de ser textos de usar y tirar. Saludos.

PANCHO: pues a inventar formas de que les llegue el arte de calidad: ése que enseña, divierte y te lleva a lugares en donde no soñaste nunca estar (intelectualmente hablando, digo).

ABEJITA: Es triste la situación, en efecto. Además, lo que leen no les lleva a ningún otro sitio.

MYR: la generalización de la cultura fácil nos llevará a un panorama bastante triste en el futuro si no lo remediamos.

Alatriste dijo...

Amigo Pedro, totalmente de acuerdo en todo; siempre he comentado con amigos y familiares que son pocos los que realmente han leído con conocimiento a nuestros clásicos, la gente en las librerías y bibliotecas consume, o bien mucha novela moderna o mucho producto extranjero, y no digo que esté mal, pero creo que lo uno no debe ir en detrimento de lo otro.

Desde luego el sistema educativo aquí tiene un aspecto que debería atender mejor; pero no sólo éste, las bibliotecas deberían realizar más a menudo campañas de extensión cultural dedicadas al ámbito de los clásicos, ya que si algo llevo observando hace tiempo, es que estos centros parece que han olvidado la literatura clásica en detrimento de promocionara obras modernas de otros países o de autores de tercera categoría.

En fin, al menos nos quedará Internet como último recurso de divulgación clásica.


Un cordial saludo

Señor De la Vega dijo...

Mi Señor Don Pedro,
A mí, que pongan en el currículo de la escuela para lectura, el Potter o el Quijote en dibujitos, me importa sinceramente un bledo.
Me preocupa sinceramente, que les aporten los maestros las herramientas para poder diferenciar alimento cultural de la basura. Claves clásicas que cimienten conceptos, para poder elaborar ideas clásicas, claves modernas que les evite construir de nuevo el rascacielos y sin embargo sumar altura y nuevas reglas, usando otro rasero, el suyo propio, más complejo y mirando a los retos del futuro.
El Quijote, el nuestro. Si tienen lo anterior, será inevitable que lo encuentren o reencuentren en sus vidas y entonces, les servirá de acicate, de máster y de juego.
Suyo, Z+-----

Kety dijo...

El Quijote es un libro que lo conoce todo el mundo,, pero pocos lo han leído.

Encontrar un grupo así, es un privilegio.

De acuerdo con abejita de la Vega.
La lectura tiene que ser por gusto, -mejor si es en grupo-, nunca impuesta.

Anónimo dijo...

Buenas noches, profesor Ojeda:

Cuando un niño aprende a "leer", su curiosidad le llevará a adentrarse por los caminos que le lleven a lo que más se acerque a sus preferencias.
El Quijote, es un libro riquísimo, que hay que leer en la madurez. Y muy despacio. Y una y otra vez, para sacarle el máximo de contenido, pues en cada renglón se abren mil ventanas, y cuesta asimilar tanta observación descrita de forma tan sabia.
El gusto por la lectura nace desde pequeños. Comienza desde un cuento con ilustraciones, apenas sin letras, fijándose en los dibujos.
Para alguien que no haya adquirido el gusto por la lectura, la sola idea de enfrentarse a un libro puede suponer una tortura.
Como de todo tiene que haber y para gustos los colores, quien no quiera leer que no lea. Desde nuestra perspectiva de lectores pensamos que ellos se lo pierden. Pero tal vez no.

Saludos. Gelu

Raúl Urbina dijo...

Dejo en mi blog una reflexiones estimuladas por esta interesante reflexión. Muy acertadas tus palabras --una vez más--, Pedro.

BIPOLAR dijo...

¡Qué tristeza!... lo que planteas me has recordado a los comerciales que esperan a los médicos como buitres maletín en ristre para que luego experimenten con los pacientes.

Cierto es que algunos autores recorren los colegios, inocente de mí, lo veía con otros ojos mucho más positivos... :(

TENGO UN AUTORRETRATO
TENGO UN AUTORRETRATO...

Juan Luis G. dijo...

Nada. Lo que se pretende es que todos seamos ingenieros, aunque los informes los redactemos con ortografía de SMS.

Saludos.