viernes, 18 de marzo de 2016

Yo ya no entiendo a esta Europa


Cuando llegas a una frontera sin más que aquello que llevas encima, después de caminar durante días, sin comer caliente desde hace semanas, sin poder lavarte, llevando de la mano a tus hijos o cargando con algún anciano a las espaldas, en fila de cientos o miles, sin poder regresar a tu tierra porque en ella domina la muerte, sin saber las razones ni entender nada. Siempre se hace demasiado pronto de noche. Y siempre hace frío. Yo ya no entiendo a esta Europa. Me debo estar haciendo viejo. Algún día alguien podrá hacer un monumento con la lista de nombres de todas las víctimas de la insolidaridad de estos tiempos.

14 comentarios:

mojadopapel dijo...

Las fronteras son en si insalvables muros humanos marcadores de diferencias....me gustaría poder vivir en un mundo sin fronteras.

Rita Turza dijo...

Yo tampoco entiendo nada Pedro, y no me resisto a pensar que un mundo mejor puede ser posible si no hubiese tantos intereses y tantas vendas en los ojos.

Triste las noticias que nos llegan ahora son ellos, mañana seguramente seamos nosotros.

Emilio Manuel dijo...

Tras mi lucha y la de muchos y por querer ser más demócratas quisimos entrar en Europa, hoy me quiero salir.

Ele Bergón dijo...

Yo tampoco entiendo ni quiero a esta Europa rica que solo quiere su bienestar, que se olvida de todos los derechos humanos. ¡Es una verdadera vergüenza lo que está pasando! ¡Qué dirigentes tenemos! ¡Así nos va! ¡Indignante, condenar a las personas a quedarse sin horizonte!

Un abrazo

JL Ríos dijo...

Supongo que como muchos, siento más bien vergüenza.

Un abrazo

Roberto dijo...

Pienso en ANtonio Machado y en su madre tiritando de frío en Colliure, en los miles de españoles encerrados en los campos de refugiados del sur de Francia, pienso en los nombres de españoles que un día leí en el cementerio de Port Vendres....no olvido las caras de los refugiados que me encontré este verano en Atenas, no puedo olvidar al comandante Robert, fallecido en diciembre pasado y uno de los más destacados españoles en la resistencia francesa, pienso, pienso, pienso.... Europa ha muerto....

LA ZARZAMORA dijo...

:(

Besos, Pedro.

Myriam dijo...

Hay cosas que son difíciles de entender,
que hielan la sangre y estamos
en pleno Siglo XXI.
¿Hacia dónde va la humanidad?

Camino a Gaia dijo...

Entender la irracionalidad solo está al alcance de la hipocresía.

Campurriana Campu dijo...

Es bonito pensar que no debieran existir fronteras. Para ello, muchas cosas tendrían que cambiar antes. Muchísimas. Hace tiempo que dejé de creer en las utopías...

Fackel dijo...

Seguro que sí entiendes a esta Europa. El pasado de Europa ha sido sufriente para propios y ajenos desde hace siglos. El problema acaso es que nos hemos creído demasiado lo de la UE (ojo, yo aún sigo creyendo algo y sobre todo deseando que fuera lo que no es) y ahora nos coge en pelota este golpe de política donde pagan los emigrantes. Pero ya venían pagando algunos de los de casa, ¿no?, por ejemplo Grecia. Lo malo es que todo esto de las expulsiones no acabará ahí, en realidad ni se sabe dónde acabará y puede ser un efecto terrible para la propia Europa.

Yo también pienso como el comentarista Rober en los españoles que antes, no hace tanto (77 años no son nada) fueron expulsados de España por los (otros) españoles. Pero la memoria ya es sabido que es olvido.

Gracias por permitirme explayarme.

DORCA´S LIBRARY dijo...

¿Cómo se le puede negar la entrada a alguien a un país? Somos tan tontos que pensamos que aislando a esas personas, aislamos sus problemas. Pero resulta que sus problemas son los nuestros, y los tenemos encima dentro de "nuestro" territorio. Lo que ahora están padeciendo ellos, nos tocará a nosotros no muy tarde, y entonces ¿a quién acudiremos pidiendo ayuda?

DORCA´S LIBRARY dijo...

Acabo de intentar dejar un comentario, pero me ha aparecido un mensaje en el que decía que había un problema con el blogger. Por si acaso, lo vuelvo a repetir.
Decía que ¿cómo puede alguien negarle la entrada a un país a otra persona? Somos tan tontos que pensamos que aislando a esas personas, aislamos sus problemas. Pero resulta que sus problemas son también los nuestros. Los tenemos metidos en "nuestro" territorio. Cuando nos toque errar como lo están haciendo ellos ahora, ¿a quién acudiremos pidiendo ayuda?

impersonem dijo...

Para "entenderla" habría que analizarla de forma precisa...

¿Qué es en sí y en verdad la UE? ¿Por qué dictan lo que dictan los que dictan la organización y la vida de los que en ella habitamos?

Es preciso analizar lo que está pasando, pero profundamente... porque esto no es nada en comparación con lo que puede pasar dentro de no mucho tiempo...

De todas formas, lo que está pasando es una vergüenza... se va a pagar con fondos públicos europeos "el alquiler de un campo de concentración en Turquía"...

Abrazo