martes, 8 de diciembre de 2015

Crónica de cinco días intensos con final en Candelario para presentar mi poemario piel.


Han sido cinco días intensos. Cuando puse en la agenda todas las citas de estos días durante un segundo estuve tentado de hablar de exceso de trabajo. Un segundo tan solo: todo lo que apuntaba exigía horas de preparación  y esfuerzo. Pero solo un segundo porque todo aquello que anotaba me era tan apasionadamente grato que no debía quejarme sino todo lo contrario. Algunas de las citas me llevaban a estar entre colegas del mundo académico celebrando el punto y final de investigaciones realizadas metódicamente durante años por jóvenes investigadores que habían puesto en ellas tesón e inteligencia. Otras hablaban de la preparación de otra celebración, la salida al público de mi nuevo libro de poesías (piel), del que vengo hablando aquí desde hace unas semanas.

Una de las partes más gratas de mi profesión es el contacto con los jóvenes que comienzan su carrera como investigadores y que culminan esta primera fase con la defensa de sus Tesis Doctorales. El jueves pasado estuve en la Universidad de Alcalá como miembro del Tribunal que juzgaba el trabajo de D. Juan José Fernández Villanueva realizado bajo la dirección de la Dra. Dª Mar Rebollo Calzada sobre las Aportaciones de William Layton a la creación escénica. Metodología y puesta en escena. Quizá a muchos lectores el nombre de William Layton no les diga nada, pero en él se concentran muchos de los mejores resultados -de formación en un sentido amplio y de montajes escenográficos- del teatro español de la segunda mitad del siglo XX. La llegada de Layton a España impulsó la formación de proyectos tan importantes como el Teatro Estudio de Madrid (T.E.M.), el Teatro Experimental Independiente (T.E.I.) y el Teatro Estable Castellano (T.E.C.). Sin un buen estudio sobre su trayectoria biográfica, metodología y realizaciones no puede comprenderse lo que pasó en esas décadas. Y esta Tesis es ese estudio que se necesitaba y que viene a profundizar de forma excelente en toda la historia del teatro independiente español de los años cincuenta a setenta del pasado siglo.

El viernes, en la Universidad de Burgos fui el Secretario del Tribunal encargado de juzgar otra excelente y oportuna Tesis Doctoral, realizada por Dª Eva Antón Fernández bajo la dirección del Dr. D. Teófilo Sanz Hernández sobre ¿Cambio de roles de género en el cambio de siglo? Una análisis comparativo de las narrativas francesa y española (1990-2010). Se trata de un magnífico estudio sobre el canon novelístico francés y español de estos años para analizar en él si existe o no un verdadero cambio de roles en las relaciones de género. Para ello, la doctoranda ha construido una sólida metodología de análisis desde el ecofeminismo crítico de base ilustrada formulado por Alicia H. Puleo y su cohesión con la ecocrítica. Los resultados son esclarecedores: en el canon narrativo más comercial apenas se perciben los cambios que comienzan a aparecer ya en la sociedad.

Es de felicitarse que en estos tiempos en los que el Gobierno ha dejado de impulsar la investigación en España provocando una brecha que nos costará décadas recuperar, haya jóvenes que inviertan su tiempo, su dinero, su esfuerzo y sus ilusiones en trabajar de esta manera.

Las otras ocupaciones de estos días han tenido relación con proyectos personales en los que estoy embarcado desde hace tiempo, a alguno de los cuales aún no puede darse publicidad. Aprovechando mi paso por Madrid, me reuní con Neftis Paloma, profesora, coreógrafa y bailarina profesional, que se ha prestado a colaborar en la presentación de piel en el Museo de la Evolución Humana el próximo viernes 18 de diciembre a las ocho y cuarto de la tarde. Es una excelente profesional llena de pasión por su trabajo, que ha comprendido desde el principio de lo que hablo en este poemario y que interpretará con su danza el significado de algunos poemas del libro. Solo puedo agradecer el entusiasmo con el que se ha sumado a este proyecto y ofrecer esta sorpresa a todos los que acudan a la presentación del día 18.

Y ayer lunes tuve la primera presentación de mi nuevo poemario, publicado en la colección Libros del Consuelo para SBQ SOLIDARIO y que contribuye a financiar las actividades de esta ONG. Como recordarán los lectores antiguos de este blog, con lo recaudado con mi anterior libro, Echo al fuego los restos del naufragio, se financió la compra de un carrito pollero. Desde entonces, hay una familia de una barriada deprimida viviendo de su trabajo diario gracias a los materiales que pudieron comprarse con el apoyo de los que adquirieron un libro de poesía... No conozco mejor expresión de poesía social que esta sostenida por SBQ gracias al esfuerzo de Luis Felipe Comendador. Desde hace tiempo he dejado de creer en la poesía revolucionaria de salón y me comprometo de forma activa con las causas que lo merecen como justicia, no como caridad. Ya no es tiempo solo de decir, sino, sobre todo, de hacer. Pues bien, piel también contribuye a las acciones de esta ONG y financiará sus proyectos.

La presentación fue emocionante. En primer lugar, por el espacio cedido amablemente por la Concejalía de Cultura del Ayuntamiento de Candelario -todo un ejemplo de bien hacer-. El Museo Casa Chacinera, lugar de más que recomendable visita de uno de los pueblos más bonitos de España, dedica un espacio en su última planta a actividades culturales de pequeño formato. La sala crea un espacio íntimo, cercano, muy propicio para el tono y el contenido de piel, que es un libro en el que he intentado cantar al amor y a la amistad. Desde el principio quise que la primera salida al público del poemario completo fuera en este espacio. Sus características y su proximidad a los espacios más significativos del paisaje que aparece en los poemas, la cercanía de los amigos que saben cómo se gestó... Me sentí muy arropado, como si desde allí el poemario resultara ya definitivamente vestido con la piel del cariño, la amistad y la solidaridad. Impulsado para salir al mundo. El libro -ya lo he dicho en otros lugares- es un objeto delicado. El trabajo como editor de Luis Felipe Comendador ha sido cariñoso y eficaz. Tocar la sobrecubierta, el tacto del papel elegido, pasar los ojos por la tipografía, constatar que el libro respira por los márgenes establecidos, que se establece un diálogo acertado entre la caja editorial y el contenido, entre el tema principal de los poemas y la suavidad del formato... No puedo más que sentirme atado con cariño a este libro (en su contenido y en su forma), en el que he trabajado desde el verano de 2014.

No dispongo aún de las fotografías que ilustran este acto, pero las daré a conocer en breve para que reflejen algo de lo que sentí al recitar allí estos versos y explicar parte de su gestación -no hay que hablar mucho de los poemas para no matar todos sus secretos-. Todo fue, como en el título, piel, cariño y amistad, sensación física que traduce las emociones. Mi agradecimiento a todos aquellos que se acercaron a la presentación y a todos los que acudan a las próximas y a todos los que al adquirir el libro contribuyan a financiar acciones solidarias.

8 comentarios:

Edurne dijo...

¡Plas plas plas! Es que aplaudo, Pedro. Por todo lo que has escrito y vertido en esta entrada de hoy. Una se va ala cama contenta. El mundo hasta parece mejor y más bueno.

Ya estoy deseando tener entre mis manos esa piel...

Besos!
;)

Marina dijo...

En cualquier momento brindaremos de nuevo con sandía ;)

Besitos de nariz fría.

Antonio del Camino dijo...

Me gusta (y destaco) esta frase de tu entrada: "No conozco mejor expresión de poesía social que esta sostenida por SBQ gracias al esfuerzo de Luis Felipe Comendador." Otra razón más, además de disfrutar del gozo de tus versos, para hacerse con el libro.

Un abrazo, Pedro.

mojadopapel dijo...

También me gustó el acto de presentación de tu poemario, y lo arropado que estuvo con tanta cantidad de amigos, y me siento orgullosa del resultado tan exquisitamente completo del libro, tanto en su estética... tan mimada por Luis Felipe Comendador, como por la fuerza de su contenido. Enhorabuena Pedro.

Omar enletrasarte dijo...

Lo del carrito vale el mejor de mis abrazos
que termines este buen año y el que viene tenga toda la ventura que te mereces,
desde Uruguay, aquel abrazo

Luis Antonio dijo...

Encomiable la labor que llevas a cabo en todos los sentidos. Estoy seguro de que la lectura de tu poemario nos va a resultar muy gratificante. Hay precedentes de tu buen hacer literario: ECHO AL FUEGO LOS RESTOS DEL NAUFRAGIO...

Enhorabuena, Pedro.

JL Ríos dijo...

Todo en esta entrada desprende entusiasmo, que es contagioso. Eres una persona con suerte y, a través de ti, los demás también la vivimos.

Un abrazo

Myriam dijo...

Gracias por esta crónica!