viernes, 11 de septiembre de 2015

No son inteligentes, solo poderosos


No podemos elogiar los beneficios de la globalización y luego cerrar las fronteras. No podemos intervenir en la economía de los países del mundo y luego no asumir las consecuencias. No podemos modificar la relación de fuerzas de una región y esperar que no huyan de allí los afectados. No podemos condenar al hambre a millones de personas o a una vida llena de riesgos e injusticia sin darnos cuenta de que los embarcamos en pateras o los subimos a trenes de mercancías camino de nuestras casas. Algunos piensan que estamos gobernados por mentes poderosas que nos controlan y deciden nuestras vidas. Cada vez más pienso que los que nos gobiernan de verdad son solo mediocres avarientos que piensan exclusivamente en ganancias económicas y en mantener su forma de vida. No importa la cantidad de asesores que tengan especializados en economía, geoestrategia, política y sociología. Solo escucharán a aquellos que favorezcan sus intereses hasta que los diques salten y tengan que contener con parches las avalanchas. Entonces recurrirán a todas nuestras emociones más manipulables. No son inteligentes, solo poderosos. Como todos los poderosos tienen tanto miedo como soberbia. Tú sabrás si quieres apoyarlos. El rey, queridos amigos, está desnudo.

13 comentarios:

María Perlada dijo...

Pienso lo mismo que tu, que son poderosos y además solo miran sus propios intereses.

Un beso.

lichazul alqantar dijo...

ayer hablábamos con mi hermana sobre esta realidad , somos esclavos 2.0 en la nueva era, los que manejan los grandes capitales mandan, acá en Chile , el 1% de la población es dueño 80% de todas las empresas nacionales ,por lo tanto para esas siete familias , nosotros somos sus peones

bss

Abejita de la Vega dijo...

Todo tiene muchas capas.

Emilio Manuel dijo...

Solo hay que decir que lo está, pero quien será el primero que lo diga.

Gelu dijo...

Buenas noches, profesor Ojeda:

Han visto el despilfarro de estas sociedades nuestras, nuestros ocios, nuestro consumismo absurdo...
No tienen que existir fronteras; sólo debe haberlas -y bien controladas y vigiladas- para evitar las fugas de capitales y las inversiones en paraísos fiscales. Pero que sepan, los que pretenden llegar, que van a lugares donde la mayoría de los ciudadanos -durante gran parte del año- son esclavos.

Abrazos

Amapola Azzul dijo...

Verdades como puños.
Besos.

Rita Turza dijo...

Cierto, el Rey está completamente desnudo.

Maravilloso post.

Besos.

coroentreaguas dijo...

Desnudo pero lo suficientemente vestido como para dirigir nuestros destinos.

LA ZARZAMORA dijo...

No creo que la Humanidad haya cambiado mucho.
Siempre fue así.
Y quedará ese rey al final de cada partida, aunque desnudo, en pie.
Mucho me temo.
Besos, Pedro.

DORCA´S LIBRARY dijo...

El rey, Pedro, ha estado desnudo desde el principio, y todos lo sabíamos.Pero hemos hecho, igual que en el cuento de "El Sastrecillo Valiente", como si no lo viéramos. Ver la realidad y tener la valentía de denunciarla, tiene un precio muy alto. Desde el desprecio de los que deciden seguir viviendo como ciegos, hasta la indiferencia de los que, ni siquiera se atreven a tomar la postura de ese desprecio.
Cada uno desde nuestra más o menos sencilla vida, podemos tener gestos de valentía. Pero ya ves, en medios como Internet que se anuncia como lo más de lo más para comunicarse unos con otros, ¿cuántos se atreven a dejar una opinión seria?
Un abrazo.

Fackel dijo...


Ciertas y precisas tus observaciones. El cambio vertiginoso que se opera desata una espiral acción/reacción o bien reacción/progreso que no sé si vamos a asumir. Queremos poseer y no perder lo escaso que tenemos, pero tampoco queremos dar y aceptar otras presencias y renunciar para compartir. Me niego a aceptar la idea de que los de fuera son bárbaros, cuando probablemente los bárbaros peligrosos los tendremos dentro. A mí me preocupa que muchos perdedores del entorno incluso próximo estén esperando la ocasión para subirse al potro del reparto...pero no quiero ir por ese camino que suena a devaneo, pero ya se ha recorrido. Sólo miraba hacia atrás la historia

Ele Bergón dijo...

Sí, el rey está desnudo y no tiene vestido, además, como bien dices, es un cobarde lleno de miedo. ¿ Por qué vamos seguir adulándole? Hagámosle frente y digámosle la verdad.

Besos

São dijo...

Sim o rei está nu e quem o apoia veste farrapos.

Resta que quem está vestido faça o apropriado.

Boa semana, querido amigo mio. Besos