martes, 29 de septiembre de 2015

Cuando me retire no será porque alguien me imponga silencio.


Y por qué no decir, de vez en cuando: este soy yo, quien te habla. Desde el inicio de este blog evité el anonimato. Respeto a aquellos que lo buscan por unas u otras causas pero estoy aquí, con lo bueno y con lo malo. Como todos los que escribimos y publicamos, que tenemos una parte de nuestra vida a la vista, la exposición tiene sus riesgos. Incluso hay quien busca las vueltas a lo que se escribe para silenciar a quien habla. Por ahora, sigo aquí. Y cuando me retire no será porque alguien me imponga silencio ni me amenace por hablar sobre todo lo que yo crea conveniente.

17 comentarios:

María Perlada dijo...

Y espero que sigas por muchos años, Pedro, además, tú siempre transparente, sin máscaras y hablando claro, ojala todos fuéramos como tú de valientes pero quienes nos ocultamos tras un perfil anónimo sabemos por qué lo hacemos: Para poder volar escribiendo en libertad, sino yo personalmente sería incapaz.

Gracias Pedro por tu valentía, por hablar siempre claro y por seguir estando.

Te admiro y mucho.

Un beso poético grande muy dulce de seda.

Alicia Montero dijo...

O sea, ya se ve que así será y muy bien!
La verdad, la belleza, lo simple, lo que realmente vale no se puede ocultar, ni por muy bajo que sean los sentimientos de quienes deseen hacerlo, porque lo QUE ES prevalecerá.
Se te conoce, como tu consecuencia ante las cosas de la vida.
Si te veo digo: YO LE CREO
Si te leo es porque TE CREO y lo que dices lo siento aquí, en mi pecho.

Gracias por tu Ser...bendito seas tú, tu pluma y tu creatividad...

Besos maestro,

Ali

DORCA´S LIBRARY dijo...

Es curiosa la paradoja de que, a veces, son los enemigos los que más valor nos inyectan con esa manía que tienen de querer tenernos siempre bajo su zapato. Y no sólo hacen que crezca nuestro valor, también nuestro ego, por lo menos en mi caso, porque pienso que algo de bueno tengo que tener para que le pongan tanto ahínco a eso de intentar machacarme.
Humor negro aparte, tengo que decirte que considero un regalo el haber podido conocer tu blog y a ti por medio de él.
Un abrazo grande.

Myriam dijo...

Bravo!!! Te aplaudo de corazón.

Lo mismo digo yo. Nadie tiene el poder de coaccionar o limitar nuestra libertad.

Ojalá que sigamos muchos años más compartiendo
en esta comunicación interbloguistica que nos une
tanto y nos hace crecer y con la que las distancias físicas se acortan.

Un beso y un abrazo muy fuertes desde Argentina-Uruguay.

Rita Turza dijo...

Sabes que sigo este blog desde hace años y una de las cosas que más me gustan es que siempre has sido tú. No cambies nunca.

Mil besos.

Montserrat Sala dijo...

Yo aplaudo tu postura, La encuentro muy coherente i acertfada.. además no hay nada por lo que esconderse.
Saldos cordiales.

Emilio Manuel dijo...

Y yo también.

Un abrazo.

Abejita de la Vega dijo...



Lo de que te busquen las vueltas a lo que escribes, lo conocí y lo padecí, en mi pequeño ámbito laboral.

No te han de silenciar.

un abrazo, te veo el viernes.

Edurne dijo...

Pues eso, don profe, que usted lo ha dicho muy bien, no será por...

¡Aquí estaremos, y esperamos que no desaparezca su Acequia ni su verbo claro y certero!

Besos.
;)

María dijo...

Me alegro infinito que siga habiendo gente como tú, valiente, de cara .. aquí y en todo. No es nada fácil es cierto. Siempre me ha gustado lo que te leo, Marina y toda la gente que te conoce de "cara " me ha hablado maravillas de tu persona, este gesto tuyo ya... la guinda ;)

Que NADIE TE RETIRE NUNCA DE NADA, vete o quédate siempre que lo desees, faltaría más!

Un placer volver a leerte esto...
Lo anterior y lo anterior de lo anterior ;)

Enhorabuena por todo PEDRO.

São dijo...

E só desejo que sigas aqui com tua inteligência e frontalidade por muitos e muitos anos, querido amigo|

Besos

dafd dijo...

Lo que me gusta de esta casa: hablar con argumentos, con razones. Eso es hablar con verdadera libertad y respeto. Aunque las razones y los argumentos, estoy pensando, son como las preguntas a la realidad: no son totalmente ingenuas. Quizá sí haga falta un hilo conductor, un ideario que les dé sentido. Por tanto ¿una cierta pérdida de libertad individual?
Bueno, un saludo y a seguir.

Incombustible dijo...

¡Bien dicho! Transparente pero NUNCA invisible...un abrazo tequilero. Se te quiere y admira mucho.

LA ZARZAMORA dijo...

Soy alguien a quien por lo general le gusta el cambio, nuevos retos, desafíos, no suelo quedarme en el mismo lugar por mucho tiempo. He trabajado en más de 50 lugares diferentes desde que empecé. Y a todo lo que me proponen o han propuesto como nuevo, va y me apunto.
En el nivel superior, o en el Ministerio los colegas no son colegas... son mentes trepas que sólo esperan que quien les haga sombra desaparezca, y pillarla ellos. E imagino que es normal a estos niveles: la zancadilla guarrilla.
Ya lo constaté en su día, y hoy de nuevo.
No me asombra ni me desilusiona ya la actitud de muchos de estos colegas, con quien me limito a ser amable y sin más, pero con quien me niego a compartir fuera de mis horas laborales y/o personales un solo segundo de mi tiempo.
Y a menudo extraño mis comienzos con los colegiales... porque ahí sí que estábamos todos muy unidos y todo solía ser un buen rollo solidario. Eramos mucho más jóvenes e idealistambién. Todo hay que decirlo.
Mais, A la guerre, comme à la guerre... que decimos por aquí.
Lo de blog, (lo de cerrar, mostrarme o no) no fue por nadie ni nada en particular. Nadie me haría salir de ahí sin voluntad propia. Y no digo que ahora aburrida y por las bajas impuestas contra mi voluntad ( y muy sabias...), y estar en casa no lo retome el día menos pensado si me da la bola. Ya sabes que lo que piensen de mis cierres y aperturas los demás, por donde me lo suelo pasar también, y sin querer ser vulgar desde hace muchos años.
Por el momento estoy agotada físicamente.
Leo, pero no podría comentar a todo el mundo, y sabes cómo funciona esto. Le comentas a aquel y a mí no??
Pues ya no te hablo y te borro!!
Me ha pasado.
Niños de parvulario malcriados, egos subiditos de tono, y no estamos ya para tonterías ni "cretinidades".
Sabes como soy, y cuando lo decida, pueda, entraré, y comentaré a quien pueda. Y haré lo que me dé la gana (lo que siempre hice y no dejaré de hacer).
Escribo para nuestra revista, sigo con nuestros articulos, ahora estamos con el agua en Marte ;)
Y si hago todo esto (lo de seguir escribiendo, leyendo), es por no recaer en una depre y seguir excitando a las neuronas.
Nunca le he ocultado quien soy a quien se ha querido tomar un café conmigo.
Sólo que en mi blog, escribo lo que tal vez sea o no, o quiera o no mostrar. Es un espacio libre para mí que poco o mucho o nada tiene que ver conmigo.

Y es que personalmente soy de esa gente a la que no le gusta mezclarlo todo.
;)

Besos, Pedro.

Campurriana Campu dijo...

Pedro, te felicito por tu gran trabajo, que dulcifica tanta frialdad y vacío. Has conseguido crear uno de los saloncitos más acogedores que conozco. Eres una persona respetuosa y, aunque a veces no estemos de acuerdo, siempre sé que puedo aprender de cualquiera de tus argumentos.
No te conozco personalmente pero estoy segura de que lo que transmites es pura y fresca verdad.
Un abrazo y un aplauso.

JL Ríos dijo...

Bien dicho, Pedro, aquí no estás solo.

Un abrazo

RECOMENZAR dijo...

No muchos dan la cara pero si muchos juzgan
Besitos