sábado, 26 de septiembre de 2015

Calmar la sed comiéndote la boca


Calmar la sed comiéndote la boca
para llegar aliento hasta tus ojos.
Saber que todo está cuando te abrazo
y deslizo mi mano hacia tu pecho:
tu piel y entra la casa en recogido
silencio porque espera
escuchar los latidos de tu cuerpo.


11 comentarios:

LA ZARZAMORA dijo...

No conozco mejor manera...
Bss, Pedro.

Alicia Montero dijo...

Es lo más sensual que te he leído...
magistral!

beso,

Ali

Rita Turza dijo...

Precioso poema Pedro, ha llegado el otoño cargado de poesía a la Acequia.

Los retratos de interior son mis favoritos.

Mil besos.

Emilio Manuel dijo...

Lo de comerte la boca, aunque muy gráfico no queda muy poético. :-))

Un abrazo.

Campurriana Campu dijo...

Me encanta!

lichazul alqantar dijo...

la boca es la zona más erógena de nuestro cuerpo
por ella y a través de ella conectamos
esto me recuerda mis clases de psicología infantil jejeje puf como mil años atrás , y el cómo nos relacionamos a partir de de ella

bss y buen fin de semana

Marina dijo...

Y si sólo te dejo una sonrisa la entenderás?

:)

Edurne dijo...

Pues a mí eso de "comiéndote" la boca, me parece total!

Besos!
;)

São dijo...

Enhorabuena, amigo mio!


Besos

JL Ríos dijo...

Pues eso, precioso.

Un abrazo

Antonio Aguilera dijo...

Juasss un episodio idéntico me pasó este Domingo pasado. Abrazos