viernes, 30 de enero de 2015

Hacia el azahar


Por allá abajo se cuentan los días para que huela a azahar en las calles, ¿verdad? Incluso aquí caminamos hacia la luz. Los días son más largos y ni las tormentas pueden con esa claridad que viene del cielo. Dentro de poco los almendros lucirán sus ramas de novia y a la vuelta de cualquier esquina vendrá la sonrisa del sol y demorarás el regreso a casa. No queda nada para que todo sea pulmón pleno y maravilla. Cuenta ya los días para hacer de un año entero luz y primavera.

10 comentarios:

Edurne dijo...

La verdad que esto anima a cualquiera... Hasta a los que estamos de capa caída!
Que llegue, que llegue!

Besos y gracias!
;)

Emilio Manuel dijo...

Mucho olor y lo que tu quieras, pero de solo de olor, por muy de azahar que sea, no se come.

Un abrazo.

pancho dijo...

A poco que se descuiden los largos días invernizos de hielo frío, rompe a andar la primavera en el Sur.

Anabel Rodríguez dijo...

Necesito la primavera, así que venga ya, pero rápido porque no creo que aguante otro mes de enero como este. Besos

Abejita de la Vega dijo...


¡Qué ilusión me hacía notar un indicio de primavera ya en febrero!
Era cuando vivía por ahí abajo, sólo un poco más abajo.

¿Almendros en flor de Campo Real ¿seguís ahí?

poemas lichazul dijo...

cuánta ilusión por el futuro PEDRO

besos y buen fin de semana

poemas lichazul dijo...

te vi entrar en mi blog pero no te alcanzó tiempo para dejar siquiera un saludo
:(

LA ZARZAMORA dijo...

Yo lo huelo... lo huelo, Pedro.
;)

Besos.

José Luis Ríos Gabás dijo...

Todos tenemos ganas, aunque todavía queda invierno, y frío, niebla y nieve.

Un abrazo

Campurriana Campu dijo...

Me gustan las diferencias entre estaciones. Espabilan de alguna manera...
Pensadlo.
:)