domingo, 27 de abril de 2014

Ayer, en Béjar. La sierra y primeras noticias de mi nuevo libro, Echo al fuego los restos del naufragio.


Ayer, en Béjar, más allá de Candelario, la sierra estaba hermosa y guardaba aún, entre la niebla, los últimos secretos del invierno. Se juntaban todos los marrones y todos los verdes con la explosión de amarillos y violetas de las flores. Los gamones querían brotar y el río Cuerpo de Hombre cantaba su música eterna y brava besando las peñas. Manolo y Antonio tiraban hacia arriba de mí, que me quedaba cada poco -urbanita, al fin y al cabo- asombrado en los márgenes del carril al contemplar los líquenes agarrados a las ramas de los árboles, la textura de las hojas en descomposición -humus fértil-, la mullida cama del musgo. Mientras tanto, hablábamos de la vida y de esta sociedad y surgían dudas sobre palabras y citábamos poetas. De lo que no cabía ninguna duda era del placer de la compañía y del sendero. Manolo y yo nos habíamos comido una buena parrillada de carne con unos tomates al perico para disimular, con una botella de un rioja que dicen que fue de la emperatriz de Francia Eugenia de Montijo, un arroz con leche templado, como mandan los cánones, y un orujo blanco casero que tendría 50º legales y alguno más. A los quince minutos de caminata habíamos hecho ya la digestión. Luego, café con Marina, que lleva siempre la vida en los ojos y Luis Felipe Comendador. Por la mañana, con Luis Felipe, corrigiendo las pruebas de imprenta de mi nuevo libro: Echo al fuego los restos del naufragio, un diario poético para tiempos de crisis personal y social, ilustrado con cinco magníficas fotografías de mi amigo Javier García Riobó. Estará en unos días y daré cuenta aquí de las presentaciones y de cómo conseguirlo. Los beneficios serán para una ONG, a la que pertenece también la editorial solidaria que lo publica en su colección El Brut de los Corazones Solidarios.

23 comentarios:

Myriam dijo...

¡Maravilloso todo lo que cuentas! Mi enhorabuena por el nuevo libro ¡mil felicidades! y ya nos días como conseguirlo, por su puesto.

La foto, muy linda, te vez todo hecho un explorador :-), con una naturaleza increible.

Besos

Myriam dijo...

ya nos dirás, digo

LA ZARZAMORA dijo...

Enhorabuena, Pedro.
Una iniciativa genial, compartiremos tus letras, y participaremos en un acto solidario.
Se puede pedir más?
:)

Besos.

Rita dijo...

Maravillosa noticia. Con muchas ganas de poder tenerlo en mis manos.

Besos.

Antonio Aguilera dijo...

Eso es pasar un fin de semana en el cielo, si es que existe y es la apoteosis de placer mental.
Vaya manjares con el elixir de los dioses.
A la espera q el libro vea la luz.

Gelu dijo...

Buenas noches, profesor Ojeda:

Qué bonito lugar! Esos árboles de Béjar, fotografiados en tantas ocasiones por Casadiego, con una corteza tan especial.
Vaya reunión de amigos poetas.
Esperamos el libro.

Abrazos para todos.

elisa lichazul dijo...

Enhorabuena Pedro, muchos éxitos
felicidades
bss

Neogéminis Mónica Frau dijo...

El marco perfecto para tan auspicioso proyecto!
=)

José Luis Ríos Gabás dijo...

Enhorabuena por la excursión, la comida, el café y la copa, la compañía y el libro. Por todo.

Un abrazo

amelche dijo...

Un sitio precioso, a juzgar por la foto, y en compañía de buenos amigos (y buena comida, ¡cómo os cuidáis!) mejor aún.

Un abrazo.

impersonem dijo...

Veo que la jornada fue completa en lo positivo y espero que tu libro sea un éxito.

José Núñez de Cela dijo...

Estoy seguro de las bondades de este muevo proyecto, tanto como de las bellezas de la serranía de Béjar.

Saludos y Enhorabuena!

Edurne dijo...

Congratulations and celebrations(con música, please! Y, sorry, but...inevitable no acordarme aquí de Cliff Richard)!
Todo de lo que nos has contado, de lo más apetecible!

Y ese paraje... uf!
Esatremos al tanto de las novedades.

Besos!
;)

pancho dijo...

Por aquí dicen que las aguas de abril todas caben en un barril, pero a la vista está que ha sacado los colores verde primavera a la sierra bejarana, da gusto levantar la vista para verla desde el valle.Tuviste los mejores guías,le conocen todos los misterios.

Esther dijo...

Estupenda noticia nos canta hoy La Acequia: "Echo al fuego los restos del naufragio", enhorabuena, el título es ya un poema, y ese sendero tan agradable que nos describe con tan buena compañía, hermosa textura de palabras y foto, todo eso junto con el mar del aquel naufragio me ha hecho desembocar en los últimos versos de un Cantar de G. Benn:

La bahía suave.  Los sueños de bosques oscuros.
Las estrellas, flores grandes como viburnos y pesadas.
Las panteras saltan silenciosas por los árboles  
Todo es orilla. Eterno llama el mar- 

"Echo al fuego los restos del naufragio, todo es orilla. Eterno llama el mar-" Qué proyecto tan bonito el que nos presenta, tan solidario!, será un placer leerlo:-)

virgi dijo...

El camino te ha llevado a un lugar hermoso. Como tus escritos a ese libro, enhorabuena y un fuerte abrazo.

Pamisola dijo...

Una buena noticia, el título ya es interesante, crea curiosidad. Enhorabuena.

Maravilloso lugar.
Besos

Alicia Montero dijo...

Hola Pedro, qué dia mas lleno de emocio

nes!
Compartir la mesa con amigos y esos manjares ya me dio envidia..jajaja!

Felicidades por tu nuevo libro, un gran abrazo por eso, y dime: cómo lo adquiero??? porque ESE yo lo quiero en mis manos!! ;)

besos,
Ali

DORCA´S LIBRARY dijo...

Qué envidia de paseo y de comida. Y todo ello condimentado con buena compañía.
Cuando me hacía largas rutas, coincidí con gente que se ponía hasta las cejas de comida, y luego se echaban una caminatas de aúpa. Siempre me he preguntado cómo conseguían andar tan ligeros.
El título del libro pide a gritos que se lea. La poesía es capaz de cubrir de belleza hasta algo tan gris como una crisis económica. Ya nos contarás cómo se puede adquirir, y si encima es por una buena causa, no se puede pedir más.
Enhorabuena, Pedro.

São dijo...

Parabéns, muitos!

O teu texto está delicioso e imagino o prazer que toda essa estadia com amigos te ofereceu.

Como adquirir o teu livro?

Meu querido amigo, te abraço.



Miguel A. Lama dijo...

Enhorabuena, Pedro, por ese libro. Espero instrucciones para conseguirlo y leerlo. Contigo y con Luis Felipe Comendador por medio, toda una garantía de calidad. Un abrazo fuerte.

Estrella dijo...

¡Qué buena noticia, Pedro! Siempre he pensado que podrías reunir en un libro todas estas poesías quue nos regalas. Ya nos irás contando.

Paco Cuesta dijo...

Corazón solidario que no solitario el tuyo.Espero noticias en vivo y en directo como mandan los cánones.
Un abrazo