viernes, 4 de octubre de 2013

A media milla de Lampedusa



A media milla de Lampedusa toda la mar se hizo silencio y espejo.

23 comentarios:

María dijo...

Una gran tragedia en la que viajaban más de 500 personas, de los cuales, más de cien fallecidos, otros tantos desaparecidos y muchos otros el trauma marcará el resto de sus vidas.

El mar se vistió de cuerpos.

Un beso.

Antonio Aguilera dijo...

Estoy horrorizado porque los han dejado morir

Antonio Aguilera dijo...

Estoy horrorizado porque los han dejado morir

Antonio Aguilera dijo...

Estoy horrorizado porque los han dejado morir

Pamisola dijo...

Y deseó ser puente, y no cementerio improvisado.




Besos

Myriam dijo...

Horrible ¡qué tragedia!

elisa lichazul dijo...

es terrible !!, es indignante , la sociedad desarrollada sus gobernantes y su alergia a los inmigrantes

besos de una sudaca

MIMOSA dijo...

Uno sólo puede sentir repulsa y vergüenza ante estoy hechos.
Esas "leyes" fronterizas que nos han empujado a asistir a este homicidio...¿dónde queda la humanidad?
No se puede seguir mirando por más tiempo hacia otro lado. Los pesqueros se hicieron los ciegos...y el resto, ¿también lo estamos?

Un abrazo solidario para todos ellos

Señor De la Vega dijo...

Mi querido Señor Ojeda, ¡qué decir!
Solo puedo a lo menos, tomar el testigo de su imagen,

A una media milla de Lampedusa
la mar tragó los gritos desechados
pidiendo silencio a los ahogados
como reflejo cruel a nuestra excusa.

A una milla de vida a Lampedusa
bucearon inertes los chavales
Atlántida final de tantos males
que es sirena que usa y solo abusa.

Lampidusa estremece y se silencia
no hay refugio que ampare la miseria
de una Europa de nome: "Indiferencia"

Lopadusa, frontera periferia
que emerge siempre ajena a la conciencia
oggi era Italia, ma domani Iberia.


Le Monde Diplomatique:
“La muerte de centenares de personas en aguas del Mediterráneo y la de miles en estos años, no es una "tragedia de la inmigración irregular" como afirman muchos responsables políticos y los medios de comunicación que les siguen. Es la tragedia de la política fronteriza de la Unión Europea. Es la tragedia del muro que la UE ha levantado en el Mediterráneo con sus dispositivos como el Frontex. Es la desgracia de esa valla de la vergüenza en Ceuta y Melilla. Lo es también de la colaboración, en materia de política migratoria, con regímenes como el marroquí o el libio.”
[Mapa de Le Monde Diplomatique]

Suyo, Z+-----

virgi dijo...

Todavía no se han dado cuenta que la Humanidad entera viene de una emigración continua.

Natàlia Tàrraco dijo...

Una tragedia que debería sacudirnos hasta la sangre.A los supervivientes...regreso amargo al hambre y la desesperación.
Vergüenza.

dafd dijo...

Todo mal. Callar o no hacer nada parece cómplice. Decir algo, cínico.

José María Souza Costa dijo...

Olá, bom dia.

Hoje, é sábado. Na minha Sampa, estamos na Primavera. Tempo de frio e ventos, tudo juntos e misturados. Mas, certamente não falta o aquecimento humano em quaisquer lugar, onde encontra-se uma Alma, amiga e admirável.
Por isso, desejo-te, um fim de semana bom. Com alegrias e contentamentos mil.
Além do meu Sentimento de Amizade. Saúde e Paz. Estou te esperando, para falarmos do " tempo", lá na minha página.
Um abraço, do tamanho dos seus sonhos.

Bertha dijo...

Y lo mas triste es que no es la primera ni será la última vez que ocurre una tragedia de esta magnitud...siempre pierden los mísmos.El gobierno italiano tiene razón tenemos que implicarnos todos es un deber ético y moral hacia nuestros vecinos las fronteras no sirven para nada.

Un abrazo.

Gelu dijo...

Buenas tardes, profesor Ojeda:

Lo que digamos serán solo palabras que no solucionarán el problema ni el futuro de tantas personas que se embarcarán en el sueño de encontrar un lugar, como los de ahora.
Creo que las palabras más acertadas para definir los sentimientos son pena y VERGÜENZA, si es que aún somos capaces de considerar que hay que hacer un cambio urgente de mentalidad, y que lo único que hemos conseguido con esta falsa globalización de ricos que perseguimos, es ser cada día más vacíos, necios, duros e indiferentes.

Un abrazo

Anónimo dijo...

Hoy todos nos sentimos avergonzados, son más de 200 muertos juntos pero lo peor es la indiferencia cuando "solo" son dos o tres muertos diarios. ¿En qué clase de seres nos estamos convirtiendo?

Paco Cuesta dijo...

La tragedia del naufragio no debiera tapar la realidad de la miseria del pueblo.
Un abrazo

Ele Bergón dijo...

Y muchos de los que transitaban ese mar de silencio quedaron dormidos en la transparencia para siempre.

¿ Por qué seguimos consintiendo esas tragedias de los nuestros?

Un abrazo

Luz

Edurne dijo...

A mí lo que me asusta es que por repetidos estos hechos, lleguen a dejarnos indiferentes en algún momento...

Besos!

Isabel Huete dijo...

¡Cuánto dolor, Pedro!

mojadopapel dijo...

En el que reflejarnos!.

Mariluz Gonzalez Hidalgo dijo...

No termino de acostumbrarme al grado de deshumanización que hemos alcanzado.

:'(

Aldabra dijo...

los muertos de Lampedusa son una vergüenza para el mundo entero.

biquiños,