miércoles, 4 de julio de 2012

Miénteme

 
Cuando la pasión llega al punto en el que los labios no pueden retener más lo que se lleva dentro, se claudica. Decir amor desde las entrañas del sentimiento es ya desbordarse y entregarse al otro. Dos amantes se han reencontrado tras cinco años en los que han intentado olvidarse en otros cuerpos, desesperadamente, como si la vida ya no les perteneciera desde el instante justo en el que se separaron y destruirse fuera el alcohol de todos los olvidos. Quien no ha sentido ese desgarro que convierte el dolor en piel dada la vuelta, no lo comprende.

Se miran, por primera vez después de tanto tiempo, frente a frente como si, a la vez, se desafiaran, se protegieran y desearan, al fin, arrojarse el uno en brazos del otro. Todo el temor del mundo, toda la rabia del mundo, todo el deseo del mundo. No va más: después de años cicatriz, todo se juega en la próxima frase y ambos son conscientes.

- Dime algo bonito.
- Claro, ¿qué deseas oír?
- Miénteme. Dime que me has esperado estos cinco años. Dímelo.

Todo estalla en un juego de mordiscos y besos, de mentiras que son verdades, de reproches y sueños, de deseo retenido en el que parece anularse el tiempo sin que sea eso posible porque el tiempo tiene sus propias normas y juegos.

- Miénteme. Dime que nunca me harás daño.
- Te haré daño. Mucho daño.
- Miénteme. Dime que todas y cada una de tus caricias serán auténticas.
- Los besos que te dé no los sentiré jamás. Cuando acaricie tu cuerpo no te haré sentir nada.
- He estado perdido y ciego. No me daba cuenta de que todos los caminos me conducían hasta aquí aunque parecieran alejarme.
- Cómo te he esperado. ¿Por qué has tardado tanto?

Hay momentos en los que se siente un nudo en la boca del estómago y desatarlo solo es posible en los brazos de la persona a la que se ama, aunque se juegue la vida en el gesto. Pero qué pequeño precio es la vida en algunas batallas.

Es curioso. Cada vez que veo esta película tiene un final diferente. Debería volver a verla para saber cómo termina ahora porque en cada etapa de la vida todo es diferente. Y cada relación es nueva y marca sus propias normas.He comprado una copia que me llegará en unos días.

33 comentarios:

Lichazul dijo...

cuando dos están predestinados a estar juntos, así pasen años , meses , el encuentro siempre es absoluto y pasional a morir

qué delicia morir así!!!

ojalá cada uno tuviese en su vida a un otro así de jugado a concho

pero somos domésticos humanos guardando siempre la compostura

beberse en un beso así es echar por tierra distancias y rutinas
la carne y la sangre mandan

no somos más que pulso y marea poderosa


besos

São dijo...

Este filme é um dos da minha vida e ainda bem que em Portugal não são dobrados.

Besos, querido amigo mio.

Juan Navarro Fernández-Pacheco dijo...

Es fácil confundir amor con relaciones de hospedaje o, lo que es peor, con sadomasoquismo.

Alimontero dijo...

Hola querido Pedro, bellísima entrada con remembranzas.
A mi me sucede algo parecido a lo tuyo cuando veo "Los Puentes de Madison"....
El amor...mueve montañas,
araña las madrugas y urga en las noches...

Un gran abrazo y que tengas una bella semana!! ;-)

Ali

Isabel Huete dijo...

Todo sería muy bello si no fuera porque esas palabras sólo se pronuncian en las películas. Tampoco la intensidad de las miradas ni la respiración de los poros de la piel se viven igual en la vida real. Soñar con esas cosas es una maravilla, pero por desgracia la ficción siempre supera a la realidad. Será la edad o será que nunca he visto algo así, pero cada día soy más escéptica respecto a lo que creemos que es el amor. Y no me gusta (ser tan escéptica).

Bertha dijo...

Tienes razón.Las sensaciones van cambiando con el tiempo.Pero habrá excepciones que confirmen la regla.-Es como Volver a Empezar y esta no fueron 5 años fueron muchísimos más y parece que los sentimientos volvieron a germinar nada más reencontrarse.-A mí me pasa un poco con Encadenados que cuando la ví por primera vez estube una larga temporada colada por el protagonista, al cabo de un tiempo la volvía a ver y, ya lo mire con otro prisma y la tercera vez ya solo como un buen actor pero...sin entusiasmo: aunque el tema de la película es muy interesante.

Un saludo Pedro.

PENELOPE-GELU dijo...

Buenas noches, profesor Ojeda:

Puede parecer una barbaridad, pero siempre que he visto esta película he pensado en otra actriz femenina para el papel de Vienna.
Y en hacer algún cambio en el texto.
Y en que es una lástima que alguien que ame pierda cinco años.
Y en que hay realidades que superan las ficciones literarias y cinematográficas.
Le dejo un enlace.
Cuando vaya a Burgos, buscaré el programa de cine -que no lo tengo en mi colección- y es uno de los que quiero conseguir.

Saludos.

Marina dijo...

Yo no sé si quiero que me mientan...tendré que pensarlo.

Besos

LA ZARZAMORA dijo...

Como dices "Quien no ha sentido ese desgarro que convierte el dolor en piel dada la vuelta, no lo comprende".

En estas cosas del querer, todo es posible.

Y quién no ha pensado alguna vez en ese "Miénteme"...

Me ocurre algo similar. Cada vez que vuelvo a ver ciertas pelis nunca terminan igual.

Besos, Pedro.

Merche Pallarés dijo...

No me acordaba de "Johnny Guitar" pero Joan Crawford y el actor ¿Sterling Hayden? estaban muy "miscast" no son creibles. Los encuentro muy de cartón piedra... Ahora bien, en el amor cabe de todo: pasión, sufrimiento, alegría, amistad, odio... Besotes peliculeros, M.

Lola dijo...

La vida es lo que tiene, diferentes etapas que ir administrando, adaptarse al momento o modelarlo de forma que el se adapte a nosotros...... vivir a fin de cuentas y no querer cerrar episodios en falso... si no nos gusta lo reinventamos. Un beso Pedro

La última película que he visto: El exotico hotel marigold... lecciones de vida en las que o te enteras de que se te escapa de las manos o te mueres a escondidas sin apenas haberla disfrutado.....

Anónimo dijo...

Es inútil intentar quitarse de la cabeza lo que no quiere salir del corazón.

Myriam dijo...

Tienes razón, solo es posible desatar el nudo en los brazos de la persona a la que se ama... y cada relación escribe su propia historia.

Montserrat Sala dijo...

Sabes que te te digo? dichoso el que que vive un amor tan intenso y pasional, aunque no sea verdardero.

Es el mejor momento de la vida. Sa ha de agarrar a el como sea. Con uñas y dientes y a mordiscos, si hace falta.
Lo pienso así profesor.

Saludos de los de los de siempre. (Iba da decir apasionados, pero se podria mal interpretar.)

Myriam dijo...

¡Gracias por motivarme a volver a ver esta película! (la encontré en You tube)

Myriam dijo...

ahh... y ella no necesita morderlo, se lo deglute con la mirada...

Anónimo dijo...

Que maravilla amar hasta desear más que nos mientan que la verdad. Pero después dolerá igual de "maravillosamente"...pues la verdad aparece tarde o temprano.
La película es un western atípico, una historia de amor, una maravilla. La música mágica.
Si no te llega la película tu y yo sabemos quien la tiene.

Natàlia Tàrraco dijo...

La verdad es que no miente Johnny con su vieja guitarra, y ella le quiere. El poso del amor madura.

Omar de enletrasarte y masletrasarte dijo...

puedo ver la escena, y colijo, la dramaturgia te sienta bien
.
porque la originalidad está a la vista y hay puesto 'eso' en la escena, lo que hay que poner
.
abrazo

Mari Mar dijo...

Somos química y sangre y pasión. Creo que también desearía que me mintieran y ser feliz al menos mientras durase, o no…que difícil decidir una cosa así.
La película es de las que dejan huella, una hermosísima historia de amor, con una primera parte impresionante.
Alguien ya te la ha ofrecido, Pedro, pero también esta en mi pequeña colección de películas no españolas. Echo de menos hablar contigo de cine.

Kety dijo...

Intentaré ver la película. Ando un poco liada con marido, nietos...
;-))

Un abrazo

Anónimo dijo...

¿Pequeño precio la vida en algunas batallas? Para eso primero hay que vivir, saborear cada momento, valorar lo que se tiene y a las personas que te acompañan en el camino... Y, lo más importante, no jugarnos en la batalla, por nuestra propia debilidad, la vida de nuestras personas más cercanas, en un acto de supremo egoismo, que solo nos puede llevar a la autodestrucción, lo que no sería tan malo si no fuera que con ello destruimos también a la gente que nos quiere de verdad, de corazón, aunque no lo veamos porque tengamos puesta una venda en los ojos y tapones de cera muy gruesos en los oidos.
Un saludo y feliz verano

Spaghetti dijo...

Miénteme. Dime que me quieres
-No te quiero
Miénteme. Dime que si no hubiera regresado hubieses muerto.
-Te mentiría, de estar viva.

SAUVIGNONA dijo...

hay pedro no tengo la mas minima idea cual es la pelicula....pero esta hermosa la introduccion que escribiste parece un poema o algo parecido.....me encanto....

te dejo besines y esperi que tengas un lindo dia calido....aqui un frio terrible.....

besines !
:D sau

pluvisca dijo...

No hay nada como ese deshacer el nudo en los brazos de quién amamos, perono siempre es posible...

Las pelis cambian con nosotros, según estamosa si la percibimos , esa parte de la vida me gusta, ...

Besos

Paco Cuesta dijo...

Siempre mantuviste que cada obra tiene tantas versiones como lectores-espectadores,añado contigo que tantas como lecturas o visionados.

Cornelivs dijo...

Lindisima esta entrada, Pedro.

"Mienteme..."

(quien no ha sentido la necesidad de ser engañado asi alguna vez...)

Un abrazo.

Estrella dijo...

Tendré que verla, que esta es de las que ponían en la tele cuando yo era pequeña y no me acuerdo ya.

Cuando el amor soporta una distancia de años, es que va de verdad.

Asun dijo...

Pues yo prefiero que las mentiras se queden lejos, muy lejos.

Besos

Maria Conchita González Aguirre dijo...

Quisiera vivir así.....atada a un beso que no me suelte jamás, vivir todo momento embelesada a un beso apasionado y lleno de amor que no me deje y solo me inspire a amar más y no poder hacer nada al respecto.....más que amar.

Conchita

Aldabra dijo...

¿quién no ha dicho alguna vez: miénteme o dime algo bonito?

que tire la primera piedra.

biquiños,

virgi dijo...

Una de mis canciones de cine preferidas. ¡Qué peliculón!

elena clásica dijo...

Hay momentos, "hay golpes en la vida, tan fuertes... ¡Yo no sé!

Y algunos personajes parecen conocerlos, los han vivido, iguales, semejantes, expresan las punzadas, el tormento, la agonía misma, "el desgarro que convierte el dolor en piel dada la vuelta". Escritores, directores, actores llevan en un título arrancados retales de la vida.

A veces los titiriteros y nosotros cambiamos, otras veces la visión permanece intacta.

Me gusta el castillo fortificado que estás creando antes de la llegada de septiembre. Un verano herido de pasión.

Un fuerte abrazo, querido Pedro.