martes, 5 de octubre de 2010

Nacidos iguales. Motivos para una decoración de interior en treinta y ocho versos.






































36 comentarios:

Señor De la Vega dijo...

Mi Querido Señor Don Pedro,
Su poema mural.
No sé si grandioso, pero sí espacioso.
Suyo, Z+-----

kais kenneth dijo...

por pasar a visitar mi blog y comentar mi fotografía.
excelentes imagenes las tuyas.
dejo saludos.
Kais kenneth

kais kenneth dijo...

por pasar a visitar mi blog y comentar mi fotografía.
excelentes imagenes las tuyas.
dejo saludos.
Kais kenneth

J. G. dijo...

muy logrado, observo aparte del mensaje paciencia fotográfica

Nieves dijo...

glup!

BIPOLAR dijo...

esto es como hacer galletas sobre ladrillo con un molde de gigante.

algunas se hornearon muy mal.

elisa...lichazul dijo...

esto me trasmite levedad...existencia y olvido
un voraz olvido que aterroriza y que todo lo oculta al ojo común

besos profe

María dijo...

Distintas y variadas secuencias y como dice el Sr. de la Vega, muy espacioso.

Un beso.

Lola dijo...

Al ver las imagenes, me dicen que al igual que se puede ser brillante y majestuoso en un momento determinado de nuestras vidas. El paso del tiempo hace mella y podemos llegar a desaparecer sin dejar huella. A mi por mi parte me gustaría dejar algo con lo que se me recordara. Un besito y buenas noches

São dijo...

É uma perfeita metáfora da vida: do esplendor passamos ao nada, graças ao poder destruidor do tempo

Besos, querido amigo mio.

JESUS y ENCARNA dijo...

Buenos dias Pedro, a la impronta, creo que estas 38 poesias, juntandolas, harian una gran Oda a la decadencia de cierta humanidad, la verdad es que no me siento decadente, si por mi fuera y pudiera, las restauraria.
Saludos cordiales.
Jesus

P.D. Quizas os interese visitar esta web: - http://documentalcalledelacuerdo8elpatio.wordpress.com/ -, Poesia Urbana.

Isabel dijo...

Pedro, eres un gran observador, folósofo y con muchos recursos, todo esto unido a una persona inteligente y con buenos sentimientos hace de tí una maravillosa persona especial. Besos.

Hernando dijo...

Muchos versos de tanto recitarlos se han desgastado, sólo quedan espacios vacíos donde antes había letras que unidas formaban palabras y con un conjunto de éstas versos con un mensaje.

pancho dijo...

Prueba fehaciente de que la cuna marca el devenir del hombre: su desempeño en la vida influye, pero sólo en el caso de los que mejor se adapten a la intemperie, algunos versos salen torcidos desde el origen, sin culpa malogrados.

Sr. D. Javier de García dijo...

Ah! Qué buena idea! Bajando se observa la progresión decadente... incluso me da algo de pena...
Esos rombos tienen algo, verdad?
Ésta es mi visión, menos poética.
Un saludo!

jg riobò dijo...

Espacial.
Un canto al tiempo y su deterioro.

Cornelivs dijo...

Nacidos iguales...y luego el tiempo va tratando a cada uno de diferente modo...

Me recuerda a lo que sucede con las propias personas, amigo Pedro. Todos nacemos iguales, y sin embargo, la vida nos lleva por diferentes derroteros, y sufrimos las inclemencias de la vida hasta que, cada uno llega a adquirir su propio rostro...como los de la imagen.

Un abrazo.

Asun dijo...

Nacemos iguales, y el paso del tiempo y las circunstancias personales de cada uno nos van dejando marcas de guerra. Marcas que a veces, con un poco de restauración, sobre todo interna, se van solventando, y otras imborrables.
Así vamos transitando por la vida hasta el fin de nuestros días. Y en el mejor de los casos dejaremos huellas.

Un beso

Neogeminis dijo...

Ingeniosa manera de hacernos pensar en la vida, las vicisitudes, las huellas que nos dejan y, en definitiva, el desigual desgaste ante el mismo paso del tiempo.

Un abrazo.

Selma dijo...

Los avatares de la vida se han encargado de hacer su sucio trabajo..¡Qué maltrechos están algunos o fenecidos ya! ... para otros en cambio el tiempo pasó sin dejar (casi) huellas...

Un beso, Pedro

Myriam dijo...

Excelente partenogénesis del alma en 38 estaciones. Cada verso, un mundo; un mundo que nace, crece, se desarrolla y muere para volver a renacer en el siguiente.

38 besos y abrazos.

Mar dijo...

... como de esto se puede hacer una interpretación libre, lo comparé a la vida misma, a veces nos va mejor, a veces nos va peor...

Besos desde la roca que me cobija

Mar

Abejita de la Vega dijo...

Iguales y tan distintos.

Merche Pallarés dijo...

Ay, mi Pedrito, he venido y he visto tus ¿38? No. No creo que llegan estas imágenes tan tuyas, tan desestructuradas, tan herrumbrosas, tan ¿deprimentes? a ese número, aunque me lo temía ¿eh? De todas formas, muy buena secuencia fotográfica. Me ha gustado. Muchos besotes, M.

Merche Pallarés dijo...

Ahora los he contado y veo que ¡¡SÍ, son 38!! Too much. Besotes degenerados, M.

lemaki dijo...

Cada una de estas fotografías parecían una boca que habla y expresaba palabras y emociones diferentes: algunas claras y diáfanas, otras descompuestas y desbaratadas, otras a medio decir y sin terminar, otras precisas y explícitas...

curioso. me gustó.

saludos.

MariluzGH dijo...

Nunca me voy de tu casa con las manos vacías, Maese Pedro. Hoy tengo 38 motivos (más) para apreciar mis 54 años :)

dos abrazos noctámbulos

vallisoletano dijo...

Buena idea, sí señor. Estamos en la misma onda, por lo que veo. No hay dos lienzos de la larga tapia que sean iguales. Y es que la calle de la Estación es así. Este tapial aparenta más viejo de lo que es, y en su decadencia y fealdad hay un punto que lo ennoblece. ¿O será que son mis ojos, a base de pasar años y años a su vera?

Saludos.

Montserrat Sala dijo...

Huelgan las palabras. todo se ha dicho yá, profesor. Las metáforas pueden ser muchísimas, pero hoy estoy por otras labores culturales y familiares.

virgi dijo...

Un poema rotundo, que se resiste a morir. Una idea espléndida, como las tuyas.
Los versos hablan solos, dejan pasar la vida que los recorre.

Besos

Gabiprog dijo...

¿Eras tú el del muro?

Hmmm... Ahora lo entiendo. Y es que siempre pensamos mal...

Paco Cuesta dijo...

¿Arte de vanguardia? ¡Podría ser!

XuanRata dijo...

Eramos exactamente 38 en clase de 1º de BUP. ¿Qué habrá sido de nosotros?

Una entrada ésta de la que cuesta salir.

Genial, Pedro.

Maritornes dijo...

Es verdad que el largo muro rezuma decadencia y deterioro, pero cuando se pasa muy a menudo por los sitios hay que hacer un esfuerzo de observación y ver eso que no queremos ver, el sentimiento de que no sólo el muro ha perdido carne, forma, prestancia,color.
Nosotros también.
Y se explica muy bien que a todos no nos perjudica igual el paso del tiempo.

Te felicito por la idea; Y tu gran sentido de la observación.
Saludos.

Aldabra dijo...

esta entrada demuestra tu tesón, tu paciencia, tu buen hacer, tu originalidad, tu visión...

me he quedado atónita por todo en conjunto.

biquiños,

Erebus dijo...

Cuantas veces habré leído esos versos en cuatro años... algún día les dedicaré una historia.